Exteriores busca soluciones para las familias de Kiev

Familias españolas en el consulado de Kiev./
Familias españolas en el consulado de Kiev.

El ministerio realiza gestiones con las autoridades ucranianas, pero pone el foco en «proteger los derechos de las madres biológicas»

Álvaro Soto
ÁLVARO SOTOMadrid

El Ministerio de Asuntos Exteriores ha anunciado este domingo que busca una alternativa para las 30 familias españolas que se encuentran en Ucrania y no pueden inscribir a sus bebés por gestación subrogada. En un comunicado, el departamento de Josep Borrell asegura que está realizando gestiones con las autoridades ucranianas en busca de «alternativas existentes».

Además, Exteriores se compromete a «atender de manera individualizada a las familias españolas que se encuentran en el país para informarles sobre la legislación vigente y las posibilidades legales y para ayudarles a buscar la mejor solución posible en estrecho contacto con el Ministerio de Justicia».

La puerta que se abrió a estas familias el pasado viernes, cuando Justicia permitió a las embajadas y consulados que con una prueba de ADN se pudiera inscribir a los bebés de gestación subrogada, se cerró bruscamente el sábado: en apenas 24 horas, el Ministerio de Dolores Redondo rectificó y dejó sin efecto la orden del día anterior de la Dirección General de Registros y del Notariado, de manera que las familias volvían a encontrarse en un limbo legal.

El Ministerio de Asuntos Exteriores se une ahora a los argumentos de Justicia, que ponía el foco en las madres gestantes. «El Gobierno tiene la obligación de preservar y proteger los derechos de las madres biológicas involucradas en este proceso, independientemente de su nacionalidad, así como de proteger el interés superior del menor», reza el comunicado, que también recuerda los problemas que pueden afrontar las parejas que comiencen un proceso de vientres de alquiler.

«A la vista de esta situación, el Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación sigue desaconsejando el inicio de cualquier proceso de gestación subrogada, recomendación que este Ministerio lleva haciendo desde hace años», concluye.