650 personas rinden homenaje al exalcalde de Santander y exministro Íñigo de la Serna

650 personas rinden homenaje al exalcalde de Santander y exministro Íñigo de la Serna
Celedonio Martínez

El político cántabro ha sido recibido entre multitud de abrazos, aplausos y selfis y cuando se ha sentado unos amigos le han dedicado 'Santander La Marinera'

VIOLETA SANTIAGO y EFESantander

Entre aplausos, besos y selfis, así ha sido recibido el exalcalde de Santander y exministro de Fomento, Íñigo de la Serna, a su llegada al hotel Santemar donde 650 personas de todos los ámbito, político, económico, social y cultural rinde homenaje al político cántabro tras su retirada del escenario público. A los presentes les ha dicho que le han dado «todo» para lograr lo que ha conseguido y les ha asegurado que ahora «toca vivir y mirar hacia adelante».

Fiel a sus costumbre De la Serna ha llegado muy puntual a una comida que ha empezado tarde debido al sinnúmero de abrazos y saludos del que ha sido objeto. Con todos se ha parado y a todos ha atendido un segundo. A su llegada al comedor, cuando ya se ha sentado, un grupo de amigos le ha recibido cantando 'Santander La Marinera', lo que ha dejado al exalcade de la ciudad visiblemente emocionado. Una ovación ha acompañado su entrada en el salón.

En el homenaje, que se puso en marcha a principios de septiembre para que todos los cántabros afines a él pudieran mostrarle su apoyo en su nueva etapa lejos de la política, no ha sido posible juntar a todos los asistentes en un solo comedor, así que se ha dividido en dos y De la Serna tomará el primer plato en uno de ellos y el segundo en el otro.

De fuera de Cantabria se encuentra la alcaldesa de Logroño, Cuca Gamarra, y al exministro le acompaña la práctica totalidad de la que fue su corporación antes de dejar la alcaldía y también se han visto caras de la anterior legislatura, como el exconcejal de Cultura, César Torrellas. También están en el acto los exalcaldes Manuel Huerta y Gonzalo Piñeiro, los diputados Ana madrazo y Diego Movellán.la líder de los populares cántabros, María José Sáenz de Buruaga y la actual regidora municipal Gema Igual, a quien De la Serna ha vuelto a definir como «la hermana» que nunca tuvo.

En el acto hay muchos amigos personales de De la Serna, pero también representantes del mundo empresarial, cultural y social -como el presidente del Colegio de Médicos, Javier Hernández de Sande y varios representantes del sector de la discapacidad- muchos integrantes de nuevas generaciones y de asociaciones de vecinos de Santander. El exconcejal de Santander, Antonio Gómez, que fue mano derecha de De la Serna y es uno de los seis organizadores, ha dicho que «se planteó como una comida entre amigos pero que se nos ha ido de las manos».

El ya expolítico cántabro, que ha fichado por la firma de cazatalentos Seeliger & Conde, especializada en la contratación de altos directivos para las principales compañías del Ibex 35, ha acudido a la comida con su pareja,Noelia Mancebo, su madre y su hijo Samuel ya que el otro se encuentra estudiando en Canadá.

En su intervención, que se ha producido al final de la comida, que se ha prolongado hasta casi las siete de la tarde, De la Serna ha confirmado que desde el lunes es un trabajador autónomo como socio de una firma «cien por cien española» que se va a dedicar a la búsqueda de talentos y directivos.

Ha asegurado que en esta nueva etapa va a «disfrutar cada momento y cada día», pero ha añadido que «haga lo que haga ahora y en el futuro» siempre va a tener a Cantabria en su pensamiento y a Santander, porque es la ciudad que ama «con pasión».

«No me despido porque no me voy, pero me bajo de la misma forma que me subí, de forma humilde y con el corazón lleno gracias a vosotros», ha dicho al dejar el atril desde el que hoy ha hablado y desde el que se ha acordado de personas que han marcado su vida política como el exconsejero José Luis Gil, el exalcalde santanderino Gonzalo Piñeiro y el expresidente del PP Mariano Rajoy.

Desde ese atril también han intervenido algunos de las personas que han trabajado con De la Serna cuando fue alcalde de Santander (2007-2016) y amigos, así como Cuca Gamarra, quien en nombre de la dirección nacional del PP ha dado las «gracias» a De la Serna por sus valores políticos, por ayudar a sus compañeros y por estar «en cada momento que se le ha pedido».

La vicesecretaria de Política Social del PP ha reconocido la labor que De la Serna ha realizado en estos años también junto a alcaldes como ella, porque ha recordado que fue «el alcalde de los alcaldes» de España y también de los de Europa. «Siempre estaremos donde decidas estar», ha dicho Gamarra al concluir su intervención y tras asegurar que en política «hacen falta» personas con la capacidad de trabajo, el humanismo y el sentido del humor de Íñigo de la Serna.

Un dibujo en el menú

El menu, cuyas cartulinas llevan la imagen del propio De la Serna impreso, está compuestos de ensalada de bacalao con parmentier de foie, cebolla caramelizada y crema de maíz; taco de pollo de corral deshuesado en pepitoria con frutos secos y ferrero rocher con helado.

La presidenta del PP de Cantabria ha dicho a De la Serna que las puertas del partido «siempre estarán abiertas» para él y que espera que «ésta despedida sea un hasta luego». María José Saénz de Buruaga ha dado las gracias al exministro y exalcald por su «apoyo y lealtad» cuando más ha sufrido, en referencia al conflicto generado en el PP de Cantabria durante y tras el congreso en el que salió elegida presidenta del partido en la región. Y ha insistido en que «nada» le hubiera «gustado más» que poder contar con él, aunque ha afirmado que Íñigo de la Serna «será lo que quiera ser».

También ha resaltado el trabajo de De la Serna como ministro de Fomento que hizo «en 16 meses lo que nadie había hecho por Cantabria en 18 años», y ha criticado a quienes «les falta talla política» para reconocer esa labor, aunque ha concluido que «es imposible tapar el sol con un dedo».

Gema Igual ha elogiado todo lo que De la Serna hizo por Santander, que ha considerado que hoy se refleja en el número de personas que han asistido a esta comida-homenaje, entre las que ha asegurado que hay mucha gente que no es del Partido Popular.

El futuro político de Gema Igual

A Gema Igual ha dedicado De la Serna algunas de las palabras más emocionantes de su discurso, en el que incluso ha hablado del posible futuro político de la alcaldesa, que ha asegurado que ya tiene su opinión sobre lo que él cree que debe hacer -si repetir o no como candidata a la Alcaldía-, aunque ha indicado que como a él nunca le gusta que le den consejos, tampoco lo va a hacer con ella.

Sin embargo, las lágrimas y la voz rota han marcado el discurso de De la Serna cuando ha hablado de su madre, de su padre fallecido, y de su pareja, Noelia Mancebo, quien ha afirmado que le ha hecho «mantener la fortaleza» durante tres meses en los que le han «echado del trabajo», perdieron las elecciones en el PP y se rompió el menisco.

Y, sobre todo, Íñigo de la Serna ha recordado a quienes han hecho más por él «sin saberlo», sus dos hijos, el más pequeño presente en la comida y el mayor, que estudia en Canadá, le ha enviado uno de los vídeos que se han emitido en la comida.

De la Serna ha asegurado que comienza ahora una nueva etapa que afronta «con ganas, con ilusión y teniendo sed», y en la que ha afirmado que va a disfrutar «de cada momento y de cada día»