Revilla y Díaz Tezanos cierran filas para «sacar adelante» La Pasiega

Eva Díaz Tezanos y Miguel Ángel Revilla, en Peña Herbosa en una imagen de archivo. /
Eva Díaz Tezanos y Miguel Ángel Revilla, en Peña Herbosa en una imagen de archivo.

El presidente y la vicepresidenta se reunieron ayer para zanjar la polémica por el aumento de protección del suelo donde se instalará el polígono

Gonzalo Sellers
GONZALO SELLERSSantander

Si sigue existiendo alguna diferencia entre PRC y PSOE por el futuro polígono industrial de La Pasiega, ayer el Gobierno se esforzó por eliminar cualquier sombra de duda. Miguel Ángel Revilla y Eva Díaz Tezanos se reunieron durante casi una hora para cerrar filas en torno al proyecto estrella de la legislatura -aunque antes de que acabe no se moverá una piedra- y zanjar la polémica surgida por la protección de los suelos recogida en el Plan General de Piélagos. «Es un proyecto estratégico para los dos socios de Gobierno. Tiene un apoyo total del PRC y del PSOE. Lo hemos dicho siempre y lo volvemos a subrayar», destacó la vicepresidenta a este periódico tras el encuentro.

El PRC no ha escondido en ningún momento su malestar por la decisión del PSOE de proteger por su valor agronatural los mismos terrenos de Parbayón en los que pretende levantar el polígono. En concreto, por la eliminación de medio millón de metros cuadrados de suelo urbanizable y la ampliación de la protección natural de las 200 hectáreas en las que se levantará el centro logístico llamado a transformar el futuro industrial de la región.

Esta valoración de los suelos se hizo en la Dirección General de Ordenación del Territorio (PSOE) y fue ejecutada por el Ayuntamiento de Piélagos -con alcaldesa socialista- en la redacción de su nuevo Plan General.

«No sé si el Gobierno alegará el Plan de Piélagos, pero eso no interferirá en el proyecto del PSIR» Eva Díaz Tezanos Vicepresidenta del Gobierno

Las primeras quejas llegaron desde Sicán -dependiente de Industria- donde no entendían este movimiento de los socialistas y anunciaron la presentación de alegaciones al Plan municipal. Pero fue el propio Revilla el que elevó el tono de la queja al coger él mismo las riendas del asunto. El presidente, que en presencia de Pablo Zuloaga reconoció «discrepancias profundas» con la valoración de los terrenos realizada por el PSOE, no quiso dejar en manos de otros la solución de un proyecto capital de su legislatura y convocó a la vicepresidenta a la reunión que se celebró ayer.

«Lo tenemos muy claro»

«Hemos hablado de que es necesario poner en marcha todos los mecanismos legales y jurídicos para que el proyecto salga adelante. Lo tenemos muy claro», subrayó ayer la vicepresidenta, que el pasado domingo, en una entrevista concedida a este periódico, relativizó el conflicto y lo tachó de «gratuito». «Se ha montado una polémica donde no existe, porque todo el Gobierno está apoyando un proyecto fundamental para el desarrollo de la comunidad. Y además es factible que pueda contar también con el apoyo del Gobierno de España», subrayó.

De hecho, tras las reticencias del PP y del exministro de Fomento, Íñigo de la Serna, para que parte de la financiación sea nacional, su sucesor en el cargo, José Luis Ábalos se mostró más receptivo y aseguró esta semana durante su visita a Santander, ante empresarios, sindicatos y colegios profesionales del sector de la construcción y el transporte, que «se facilitará la conexión para el centro logístico del Llano de La Pasiega».

Díaz Tezanos aseguró desconocer si el Ejecutivo autonómico llegará a presentar alegaciones contra el Plan General de Piélagos y, por tanto, contra la decisión tomada por él mismo de proteger todo el suelo de La Pasiega, como anunciaron desde Industria y el propio Revilla. «No sé si lo hará, pero no es necesario presentarlo. En cualquier caso, no interferirá con el desarrollo del proyecto porque la figura del PSIR se sobrepone a cualquier clasificación del suelo municipal», destacó la vicepresidenta.