Fútbol / Segunda B

«No lo dudé cuando me llamó el Racing»

RRC

En su presentación como jugador verdiblanco, el granadino Nico Hidalgo destaca las «sensaciones muy buenas» que transmite el equipo

Marco García Vidart
MARCO GARCÍA VIDARTSantander

«Mi pensamiento no era salir de Cádiz. Aunque jugaba poco, estaba a gusto. Pero en cuanto me enteré del interés del Racing, no lo dudé. El Racing es un club de Primera. Y la verdad es que estoy muy contento». Nico Hidalgo (Motril, 30 de abril de 1992) llegó la semana pasada al Racing. Incluso jugó en la segunda parte en Anduva ante el Mirandés. El club ha presentado oficialmente al que es el último refuerzo del Racing en el mercado veraniego. Lo nuevo que venga, será en el de invierno.

El granadino, acompañado del director general del Racing, Víctor Alonso, y del director deportivo, Chuti Molina, se definió como «un jugador de banda. Con velocidad, desborde... Un futbolista vertical». Aunque está a disposición de Iván Ania «para donde me necesite», su posición «natural» es la de «extremo derecho. Aunque en el Granada B y en el Cádiz también jugué como lateral».

Las sensaciones de Hidalgo nada más llegar a la capital cántabra no han podido ser mejores. «Ya me di cuenta en los entrenamientos. Somos un equipo que controla los partidos». En Miranda, donde jugó por primera vez como verdiblanco, se escapó el llevarse los tres puntos. «Nos faltó un poco de verticalidad, de hacer daño. Creo que lo iremos cogiendo».

Hidalgo es el decimocuarto refuerzo de los verdiblancos para este curso. El último en este mercado de verano que se ha cerrado sin la incorporación de un delantero estrella. «Estábamos abiertos a un jugador que encajara con lo que buscábamos», señaló Molina. «Pero estoy contento por cómo ha quedado la plantilla». Más que los nombres o las estadísticas, al director deportivo del Racing le preocupa «el cómo llegan los jugadores. Que todos tengan el mismo nivel físico y que puedan jugar».

No duda de que los futbolistas que están ahora en el Racing «son los mejores» y afirma sin dudas de que esta plantilla «puede llegar hasta el final, hasta el objetivo del ascenso». Aún así, el director deportivo no descarta el mercado de invierno. «Espero no tener que recurrir a él, pero es una puerta abierta. Todo es mejorable y la exigencia del Racing es grande. Pero este equipo compite y demuestra que puede ganar muchos partidos». Con tanta cara nueva, Molina pidió «paciencia. En otros equipos la piden a los aficionados y aquí no vamos a ser menos».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos