Ruta por Campoo recorriendo quince de sus pueblos

Nacimiento del Ebro, en Fontibre, punto da salida y llegada de la ruta. /
Nacimiento del Ebro, en Fontibre, punto da salida y llegada de la ruta.

Ejemplos de arquitectura rural e hitos como el castillo de Argüeso, la torre medieval de Proaño, el puente de Riaño o la iglesia románica de Villacantid acompañarán la marcha

Fermin García
FERMIN GARCÍA

«Doctorado en cien nieves de otoño a primavera,/ entre meseta y braña ondula el techo siempre/ virgen aunque le surquen sombras de ángel o águila,/ techo de mi Cantabria, la bendición de suso». Gerardo Diego

En esta marcha por la Hermandad de Campoo de Suso, además del paisaje, vamos a disfrutar de un recorrido preñado de historia, tipismo y arte. Partimos junto al nacimiento del Ebro para seguir una ruta que nos va a permitir tocar quince pueblos y ver de cerca hitos como la iglesia románica de Villacantid, el castillo de Argüeso o la torre de Proaño. Aunque es una ruta larga, no es dura pues el desnivel es pequeño.

Desde el aparcamiento de Fontibre cruzamos la carretera y cogemos un camino al noreste; a los pocos metros, sin llegar a un grupo de casas, nos desviamos a la izquierda, pasamos una portilla e ignoramos las desviaciones hasta cruzar una portilla canadiense; al llegar al collado, alto del Hornero, descartamos un camino a la derecha y ya tendremos a la vista el castillo de Argüeso. Entramos en el pueblo, lo cruzamos y salimos en dirección sur, y en la misma salida cogemos una camino a la derecha que nos llevará a La Serna; una vez en esta localidad alcanzamos la iglesia, que dejaremos a la derecha, y enseguida, a la derecha de una casa amarilla, vamos a la derecha tras cruzar una portilla y seguimos subiendo. Arriba se cruza otra portilla y seguimos de frente; descendemos un poco y en una curva a la derecha seguimos el camino principal y cruzamos el arroyo de los Coterucos.

Llegamos a la CA-280, la seguimos a la izquierda para entrar en Soto. Nada más cruzar el puente sobre el arroyo Rucebos vamos a la derecha para subir hasta la iglesia; a la izquierda de la misma, junto a una casa, cogemos un camino a la derecha que nos llevará a Ormas. Llegamos a la carretera que da acceso a Ormas, la seguimos, pasamos junto a iglesia y continuamos todo hacia arriba, siguiendo las indicaciones del PR-S40; al final del pueblo desechamos un camino a la izquierda, ignoramos un camino hormigonado para irnos por el de la izquierda que nos llevará a la carretera de Proaño.

Atravesamos Proaño y llegamos al final, al cementerio que dejamos a nuestra izquierda; seguimos de frente y pasamos junto a un bebedero y a los pocos metros, en una bifurcación, seguimos el camino de la izquierda; está indicado en un roble la señal del PR-S40. Después de pasar una portilla canadiense, a unos cien metros, ignoramos un camino a la derecha para seguir hacia abajo. Alcanzamos Villar y a la entrada, nada más pasar un puente, giramos a la derecha por el PR-S40 para ascender en dirección Hoz de Abiada. Enseguida dejaremos una casita de madera, La Mexicana, a la izquierda e iremos ascendiendo por un bonito camino entre robles; no tardamos en llanear y descender, ignoramos desvíos y atravesamos tres portillas, la última nos introducirá en Hoz de Abiada. Alcanzamos la iglesia al lado de la carretera que va a Abiada, continuamos por ella unos 400 metros y estaremos en el pueblo; al sur de la iglesia y junto a un aparcamiento volveremos a encontrar el indicador del PR que nos llevará a La Lomba por un caminito por la margen izquierda del arroyo que cruza Abiada; descendemos hasta cruzar el río Guares y comenzamos a ascender hasta la carretera que sube a Brañavieja; la cruzamos y nos vamos hasta la iglesia para contemplar el hermoso tejo.

De ahí, por la izquierda, descendemos junto a la carretera y llegamos a Entrambasaguas; nos dirigimos hacia la iglesia y buscamos el camino que baja hacia Riaño. Una vez en este pueblo dejamos el bar-restaurante a nuestra derecha y nos vamos hacia el puente sobre el río Hijar, lo cruzamos y enseguida vemos la indicación de un camino que nos llevará a la ermita de Nuestra Señora de Labra. A los 1.500 metros llegamos a una encrucijada, en donde podemos desviarnos cien metros para ver la ermita. En la referida encrucijada tomamos la primera salida a la derecha que en pocos minutos nos acerca a Celada de los Calderones.

En Celada dejamos la iglesia a nuestra derecha, seguimos todo al este sin desviarnos y llegamos a Naveda que también lo cruzamos hacia el este hasta salir a otro camino junto a una finca con chalets; allí tomamos el camino de la izquierda hasta llegar a la carretera que va de Espinilla y Brañosera, la cruzamos y continuamos por un camino hasta Barrio. En ese pueblo dejamos la iglesia a nuestra izquierda y seguimos hasta la última casa del pueblo, casa que tiene en la esquina una puerta con arco de piedra. Ya en este camino, no lo dejamos hasta llegar a Villacantid.

Encontramos su iglesia románica en un pequeño altozano; seguimos la carretera ignorando la que sale a pocos metros, a la derecha, hacia Suano; nada más cruzar el puente sobre el río Hijar nos desviamos a la izquierda para tomar una senda que discurre por el monte hacia el norte, senda que va subiendo un poco y pronto se convierte en camino; lo seguimos y al final nos encontramos con una portilla. Rápidamente llegamos a Fontibre.

FICHA TÉCNICA

Acceso
Desde Reinosa tomamos la CA-183 en dirección a la estación invernal. A los 5 kilómetros, en Fontibre, nos desviamos a la izquierda para entrar y dejar el coche en el aparcamiento.
Horario:
Entre 7 y 7.30 horas.
Desnivel:
Alrededor de 450 metros acumulados tanto en la ascensión como en el descenso.
Recorrido aproximado:
Algo más de 24 kms.
Punto de partida:
Fontibre, 930 msnm.
Cota más elevada:
Cagigal de la Hedesa, 1.100 msnm.
Dificultad:
Ninguna.
Grado de dureza:
Moderada por la distancia.
Cartografía:
Hoja 82-IV a 1:25.000 del Instituto Geográfico Nacional (MTN)
Época recomendable:
Todo el año.
Ubicación:
Municipio de la Hermandad de Campoo de Suso.
Tipo de ruta:
Circular.