El alcalde de Ramales reconoce que ha sido «un golpe y un disgusto» el arresto del jefe de voluntarios

César García, alcalde de Ramales./Irene Bajo
César García, alcalde de Ramales. / Irene Bajo

César García dice que el municipio está «consternado» por la detención de un joven, «familiar lejano» suyo, que tomó la iniciativa de pertenecer a Protección Civil para ayudar al Ayuntamiento

Mariña Álvarez
MARIÑA ÁLVAREZSantander

«Un golpe. Un disgusto. Una sorpresa para todos». Así describe el alcalde de Ramales de la Victoria, Cesar García, su propio sentir y el de los vecinos del municipio al saberse que el jefe de los voluntarios de Protección Civil había sido detenido por, presuntamente, quemar el monte en cuya extinción participó después.

Se llama Luis Trueba, tiene 26 años, es vecino de Santander y cada vez que recibía algún aviso del 112 por cualquier incidencia en Ramales de la Victoria se desplazaba hasta allí para participar en los dispositivos. Era, desde hace un tiempo, responsable de la agrupación ramaliega, en un sector en el que a pesar de su juventud ya tenía bastante experiencia, pues antes había sido también voluntario en la agrupación de Protección Civil de Suances.

Trueba es «familiar lejano» del alcalde, según ha confirmado el regidor, que esta mañana no ha parado de hacer declaraciones a los medios de comunicación, muy interesados en su valoración sobre la detención del jefe de un colectivo de voluntarios municipal en el que él es el máximo responsable. César García ha indicado que, ahora, se abrirá un expediente a Luis Trueba «y a ver en qué acaba, si en expulsión o en suspensión hasta que haya decisión judicial, porque de momento solo es presunto».

Imagen del incendio de La Alcomba. Destacado, primer plano de Luis Trueba.
Imagen del incendio de La Alcomba. Destacado, primer plano de Luis Trueba.

Trueba fue citado ayer por la tarde por la Guardia Civil y acabó detenido a las nueve de la noche. Para el alcalde fue «un golpe, un gran disgusto», por la detención de una persona dedicada a la extinción de incendios, «ya había escuchado que alguna vez han detenido a agentes forestales, a bomberos, algo difícil de entender...», comenta el regidor, para quien Trueba es «un chaval de 26 años, que como todo el mundo tiene sus cosas. Normal».

También ha aprovechado para mandar un mensaje de apoyo a los demás voluntarios de la agrupación de Protección Civil de Ramales, «un colectivo muy activo, que con lo que ha ocurrido no debe desmerecer su trabajo. Los voluntarios están muy disgustados, muchos se enteraron de la noticia esta mañana, por el periódico, me llaman y me escriben mensajes preocupados...».

En cuanto a los vecinos de Ramales, el alcalde cree que la noticia de la detención ha sido «una sorpresa para todos, la gente está sorprendida y consternada» al saber que ese chico, que había tomado la iniciativa de pertenecer a la agrupación de voluntarios para ayudar al ayuntamiento, podría ser el autor del incendio de la sierra de La Alcomba.

Se da la circunstancia de que el de la sierra de La Alcomba es un monte mil veces castigado, que no se consigue que pase ni un año antes de que lo vuelvan a quemar. Fue uno de los fuegos más virulentos de los casi 200 focos registrados entre el pasado jueves y la noche del lunes, que movilizó a un amplio despliegue de bomberos del 112, agentes del Medio Natural, cuadrillas y muchos voluntarios, decenas de jóvenes que se habían pedido el día libre en su trabajo para ir a ayudar. Entre ellos Luis Trueba. Dice el alcalde que el incendio del domingo por la noche no fue el peor de los que ha sufrido La Alcomba. «Ese monte se lleva quemando desde que tengo uso de razón. Muchas veces. Más de diez. No sé por qué razón, tal vez porque se ve muy bien desde el pueblo y es accesible por carretera... Y no, no ha sido el más grave. Los hubo peores».

La noticia

Llegados a este punto, el alcalde de Ramales de la Victoria hace un llamamiento a la colaboración ciudadana, pidiendo a la gente «que sea responsable y que si ven algo extraño o sospechoso, que contacten con la Guardia Civil».