Suances se libra por fin de la draga que obstaculizaba la navegación por la ría

Antes y después de la ría/Luis Palomeque
Antes y después de la ría / Luis Palomeque

'Montenero II', de 60 metros de eslora, había sido abandonada a su suerte en mitad de la canal hace ahora más de dos años, llegando a provocar un accidente

Elena Tresgallo
ELENA TRESGALLO

La draga 'Montenero II', de 60 metros de eslora y 9,5 de manga, ha dejado ya de obstaculizar la canal de navegación de la Ría de San Martín de la Arena entre Suances y Miengo. La embarcación, envuelta en un asunto judicial por embargo, había sido abandonada a su suerte y permanecía fondeada a la altura de las canteras de Cuchía desde hace más de dos años. La presión ejercida por el Ayuntamiento de Suances ante los organismos competentes, un episodio de sabotaje de por medio, y las denuncias de varios colectivos pesqueros y ecologistas han concluido con su remolque a un puerto desconocido.

El alcalde de Suances, el socialista Andrés Ruiz Moya, se congratulaba ayer de la retirada de esta draga por la situación de «peligro constante» que suponía la presencia de la misma en mitad de la ría. «No sólo era un peligro para otras embarcaciones, sino que provocaba una sensación desastrosa en mitad de la ría, además de haber provocado algún accidente, como el hundimiento de otra pequeña embarcación que estaba fondeada», explicó Ruiz Moya.

Se refiere a un sabotaje que sufrió la embarcación en agosto de 2017, cuando alguien cortó uno de sus amarres y esto causó que la draga virara y golpease y hundiese una embarcación que fondeaba cerca.

El regidor afirmó que el Ayuntamiento de Suances llevaba más de dos años «presionando y protestando» ante todos los organismos competentes como Comandancia Marítima, Dirección General de Costas y Dirección General de Puertos para «forzar» la retirada de la peligrosa draga. «Y por fin hemos visto su salida», se congratuló ayer el regidor.

Durante este tiempo otros colectivos como la Cofradía de Pescadores o el Club Náutico de Suances, Ecologistas en Acción o SOS Suances también habían alertado del peligro que suponía la draga por su estado de corrosión y posible contaminación, sino era retirada de inmediato.

La embarcación hacía meses que no contaba ya con los certificados de seguridad en vigor, y el propio Ayuntamiento de Suances se lo había hecho saber a Costas para instar su remolque para desguace. La draga 'Montenero II' perteneció a una empresa de servicios marítimos con sede en Tarragona, y llegó a Suances para realizar trabajos de mantenimiento en el emisario submarino de Solvay. No obstante, la empresa entró en concurso de acreedores y, desde hacía dos años, estaba retenida en Suances por decisión judicial. Desde el municipio se desconoce quién ha sido el organismo que finalmente ha procedido a su retirada, aunque el alcalde apuntaba ayer a que habría sido «una empresa privada por decisión judicial», explicó.

'Barlovento' sigue a la espera

Pero la pesadilla de Suances con las dragas no ha terminado, aún queda una por rescatar la 'Barlovento Primero' hundida el pasado mes de mayo en la bocana de la ría, mientras realizaba labores de extracción de arena. Aunque su presencia allí «no reviste problemas para la navegación» -según los expertos- el Ayuntamiento insiste en que es necesaria su retirada. «Hay que quitarla, no debe quedarse ahí», dice el regidor que estima que todo es cuestión ya de «papeleo».

El reflotamiento de la draga se encargó hace meses a la empresa BAM Maritime Servicies, pero el primer intento por sacarla de ahí falló y el mal tiempo se ha echado ya encima. El responsable de la empresa Iñaki Beldarrain explicaba ayer que, efectivamente, se está aún a la espera de los permisos para trasladarla a uno u otro puerto de mar. «Estamos igual que hace dos meses, esperando autorizaciones», dijo. Aunque en un principio se pensó remolcar la embarcación a Requejada, su calado aconseja llevarla a otro puerto.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos