Un atraco con arma blanca a una joven acaba con la paciencia de Los Corrales ante la ola de robos

  • El Ayuntamiento celebrará el miércoles una Junta Local de Seguridad para analizar los hechos acontecidos en los últimos tiempos

Los corraliegos están más que preocupados con la ola de robos que están sufriendo en comercios, establecimientos hosteleros y viviendas, cerca de una veintena desde el verano. Pero el último suceso, un atraco a punta de cuchillo a plena luz del día ha sido la gota que ha colmado el vaso y ha llevado a la alcaldesa, Josefina González, a demandar una entrevista con el Delegado del Gobierno, Samuel Ruiz. Tras la conversación se ha decidido convocar para el próximo miércoles una Junta Local de Seguridad para analizar la situación, medidas a tomar y medios para intentar poner freno a esa oleada.

A primera hora de la mañana de ayer una joven trabajadora de un supermercado de Los Corrales de Buelna sufrió la acometida de dos hombres a cara descubierta que intentaron llevarse su bolso y consiguieron hacerse con su vehículo. Fue sobre las nueve de la mañana, coincidiendo con la entrada a los centros educativos que rodean el conocido como callejón de Telefónica, donde se produjo el asalto.

La denuncia tuvo que interponerse en el cuartel de la Guardia Civil de Torrelavega, ante la imposibilidad de hacerlo en ese momento en el de Los Corrales de Buelna.

La alcaldesa reconoció durante la mañana que «ante la cada vez mayor preocupación de los vecinos por las crecientes actividades delictivas en nuestro municipio me he puesto en contacto con las Fuerzas de Seguridad y el Delegado del Gobierno, fruto de lo cual se ha convocado para el miércoles una Junta Local de Seguridad». Concretó que se tomarán medidas y se determinarán los medios para acometer las soluciones que se adopten.

La preocupación por la falta de seguridad ha llegado a la Corporación de Los Corrales de Buelna y ha sido motivo de las últimas declaraciones del presidente de la Asociación de Comerciantes y Empresarios del Valle de Buelna, Salvador Victorino Fernández.

El sector, especialmente la hostelería, está más que preocupado por los continuos robos en distintos establecimientos. No es mucha la cantidad que se sustrae, pero sí los daños que se producen y, sobre todo, la sensación de impunidad ante esos hechos. Salvador Victorino ha afirmado que «el comercio vive con preocupación por el nivel de inseguridad que sufre el municipio, minando la confianza del comerciante que no se siente seguro a ninguna hora del día», afirmó.

En el Ayuntamiento ha sido la concejal de IU, Elsa Salas, la que ha puesto sobre la mesa esa situación, pidiendo medidas ante la ola de robos que, dijo, «asolan el municipio poniendo en cuestión la seguridad». Afirmó que «los vecinos preguntas qué pasa, por qué no se toman medidas para reforzar la seguridad ciudadana que se está viendo comprometida especialmente a lo largo de este año». En el equipo de gobierno también están preocupados. Lo reconoció el concejal de Seguridad, Mario Ordorica. Confirmó que ante la imposibilidad legal de contratar más agentes de la Policía Local para los turnos de noche se solicitará al Delegado del Gobierno que se incremente la presencia de patrullas de la Guardia Civil. De todas formas Ordorica también reconocía que los «recortes» tampoco permiten una presencia constante de las patrullas en la localidad.