Reinosa concluye el puente que une la avenida La Naval y el polígono de la Vega

Los operarios ultiman los detalles para poder abrir el puente al tráfico. /
Los operarios ultiman los detalles para poder abrir el puente al tráfico.

La vía, destinada al paso de vehículos y peatones, se abrirá al tráfico rodado a lo largo de este mes y ha supuesto una inversión de 688.638 euros

BLANCA CARBONELLSantander

Ya está listo el nuevo puente que cruza el río Híjar a su paso por Reinosa y que une la avenida La Naval y el Polígono Industrial de la Vega. Durante la pasada semana, los trabajadores que han ejecutado la obra, han ultimado algunos detalles como las aceras. Aunque la estructura ya está lista, el alcalde de Reinosa, José Miguel Barrio, explicó que habrá que esperar unos días para abrirla al tráfico rodado y al tránsito peatonal, dado que, «aun tienen que fraguar los materiales». Está previsto que la instalación sea inaugurada a lo largo del mes de enero.

Las obras de construcción de esta nueva vía sobre el río Hijar comenzaron el pasado mes de julio. El puente consta de una estructura metálica, que se ha construido en fábrica, sobre la cual se asienta la pasarela. La estructura se ha colocado sobre un estribo en la margen derecha del río, junto al polígono industrial, y sobre dos en la margen izquierda.

La construcción de este puente ha sufrido varios retrasos, dado que, en un primer momento la Confederación Hidrográfica del Ebro autorizó la construcción de la estructura a precario, por ser incompatible con la obra del parque fluvial que la entidad que gestiona el río está abordando en la zona. Finalmente la Confederación, después de que los servicios técnicos municipales introdujeran algunas modificaciones en el proyecto inicial, dio el visto bueno al proyecto y fue posible ejecutar la obra.

El nuevo puente de Reinosa, que parte desde la avenida La Naval, está concebido para acoger tanto el tráfico de vehículos como el de peatones. La estructura metálica está formada por dos arcos laterales de sección variable y de una altura máxima de seis metros. De ellos, cuelgan diez péndolas de acero que son las encargadas de soportar el tablero. Estos arcos, junto con las péndolas, separan la circulación rodada de las aceras peatonales.

El vial dispone de dos carriles de 3,5 metros de anchura y aceras a ambos lados de 1,50 metros de anchura. Estas últimas ofrecerán a los peatones, según explicó el alcalde, «una nueva alternativa al unir las dos riberas del río Híjar y, por tanto, los paseos y parques fluviales situados en los márgenes».

El presupuesto para construir este puente ha sido de 688.638 euros.

Gracias a esta obra, según Barrio, se descongestionarán las calles principales del municipio y se establecerá «una nueva malla de viales que van a permitir reordenar el tráfico de la zona, facilitando la comunicación ciudad-zona industrial».

La construcción de este puente es, a juicio del regidor, una intervención «muy demandada por la ciudadanía en general y por los trabajadores del polígono de La Vega en especial».

Con ello se da por concluido un amplio proyecto que ha afectado a la rehabilitación de la red viaria de Reinosa y que ha sido sufragado a través del Plan de Infraestructuras del Gobierno de Cantabria de 2014. Se presupuestó una actuación global de 1.500.000 euros, de los cuales el Ejecutivo Regional, aportaría 1.200.000 euros y el Consistorio aportará el resto.

 

Fotos

Vídeos