El fuego da una nueva tregua a los montes de Cantabria y se desactiva el Plan Especial de Incendios

Así ha quedado la cima del Monte Dobra tras el incendio de esta madrugada. / Luis Palomeque

La lluvia y el cambio de viento han ayudado a controlar los incendios, de los que ya solo quedan dos focos activos

MARIÑA ÁLVAREZ y PILAR CHATOSantander

El Gobierno de Cantabria ha desactivado el Plan Especial de Incendios Forestales (Incocant). La decisión se ha tomado a las 17.30 horas de este miércoles tras 67 horas activado en las que se ha hecho frente a 89 incendios. 117 desde el 1 de marzo. La cifra queda lejos de los 336 de principios de febrero, pero 'llueve sobre mojado' y la suma total habla de 453 fuegos en poco más de un mes. El resultados es un sinfín de hectáreas quemadas de las que aún no se ha hecho recuento, porque lo principal era combatir las llamas y controlar a los pirómanos. El Infocant queda desactivado pero se mantiene el nivel máximo de alerta.

De los quince fuegos desatados y reactivados durante el fuerte viento sur de la pasada madrugada ya solo quedan activos dos, en Abionzo, Villacarriedo, y en La Penilla, Santa María de Cayón, según informa el Gobierno. Hoy las llamas han llegado a un enclave emblemático como es el monte Dobra, que hasta ahora se había salvado de los pirómanos. Desde esta madrugada ardió una zona que pertenece al municipio de Puente Viesgo y las llamas en la cima del Dobra eran visibles desde casi toda Torrelavega antes del amanecer. Hoy también han preocupado especialmente los fuegos en Penagos y Vargas y a media mañana el fuerte viento sur con rachas por encima de los 120 kilómetros por hora obligó a retirar los medios aéreos por cuestiones de seguridad.

Los medios aéreos del Ministerio de Agricultura, el kamov y el anfibio, salen hoy de Cantabria, donde ya estaban antes de activarse en Plan Especial de Incendios, mientras que los miembros de la BRIF de Ruente permanecerán en su base del Helipuerto de Jaedo hasta finales del mes de abril, la época de mayor riesgo de incendios forestales en la Comunidad Autónoma.

«En dos días y medio hemos apagado 86 incendios forestales», lo que a juicio del director general de Medio Natural, Antonio Lucio, da buena idea de «la eficacia y el esfuerzo del operativo» y de cómo «la coordinación y la colaboración consigue resultados».

En este sentido, Lucio ha destacado que no ha habido que lamentar ningún daño personal a ciudadanos ajenos al operativo y, dentro de este, ninguno relevante, teniendo en cuenta que« han trabajado de noche y en condiciones extremadamente complicadas».

Tanto el director general de Medio Natural como el de Protección Civil y Emergencias, Luis Sañudo, han agradecido la colaboración de todas las organizaciones implicadas, tanto de los técnicos de las consejerías de Medio Rural, Pesca y Alimentación y de Presidencia y Justicia; como de los bomberos y personal de sala del 112 Cantabria; parques de bomberos municipales; voluntarios; Cruz Roja y Guardia Civil, entre quienes, se ha conseguido «un alto nivel de trabajo conjunto coordinado desde el Centro de Coordinación Operativa (CECOP).

Antonio Lucio asegura que «desgraciadamente vamos a seguir teniendo incendios» y, por ello, su departamento mantiene el nivel máximo de alerta de su operativo, en esta situación desde el día 14 de febrero, con 102 agentes del medio natural, 32 cuadrillas forestales, 4 ingenieros y 6 emisoristas.

En el día de hoy el operativo de extinción de incendios forestales está formado, por parte de la Dirección General de Medio Natural, por 4 ingenieros, 1 emisorista, 51 agentes, 28 cuadrillas y 15 bombas forestales; por parte del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, 10 técnicos BRIF; 9 personas de la Dirección General de Protección Civil y Emergencias y de la Sala del 112; seis parques de emergencias autonómicos; cuatro parques municipales de bomberos, el helicóptero del 112 y los medios aéreos del Ministerio.

La logística, como en toda la duración del Infocant, ha sido responsabilidad de Cruz Roja, con un coordinador, 6 vehículos y 12 personas, y de las Agrupaciones de Voluntarios de Protección Civil. Por su parte, Guardia Civil ha contado hoy con diez personas y 20 efectivos a disposición de movilización. Mercadona ha ofrecido alimentos y bebidas para los miembros del operativo y en el incendio de hoy de Vargas han participado efectivos del servicio de extinción de la empresa Álvarez Forestal.

Lucio ha explicado que se pasa a una situación normalizada dado el trabajo llevado a cabo por el operativo con la práctica extinción de los incendios provocados, la no existencia de un número elevado de nuevos focos, el cambio en la dirección del viento a componente oeste, el aumento de la humedad del aire y la previsión de lluvias. Además, los avisos naranja y amarillo por fuerte viento decretados en el interior de la Comunidad, que han superado los 120 kilómetros por hora, han finalizado a las 15:00 horas, por lo que la situación meteorológica es estable.

Imágenes del incendio en el Monte Dobra. / L. P., P. G. y N. B.

En un momento determinado, en el de Llanos de Penagos ha habido un cierto riesgo para una vivienda aislada, al igual que en el caso de un incendio en San Miguel de Aras, ya extinguido. En ninguno de los dos casos ha habido finalmente que lamentar daños más allá de la alarma que en un momento determinado tuvieron los habitantes de esas viviendas.

A primera hora de la mañana se ha reunido el Centro de Coordinación Operativa (Cecop) para valorar la situación y las previsiones meteorológicas para el día de hoy.

¿Voluntarios para reforestar?

Mientras siguen los incendios, algunas organizaciones ya se han puesto en marcha para paliar los daños que el fuego ha causado en la región. La Fundación Naturaleza y Hombre (FNyH) se ha propuesto reponer los árboles que ardieron la noche del domingo al lunes en la zona de los Pozos de Valcaba, en Pámanes (Liérganes). Se trata de una zona de encinar situada en la ladera sur del macizo de Peña Cabarga sobre la que ahora se volverá a actuar.

Así, ha organizado una jornada de voluntariado para reforestar el área con especies autóctonas. Será este sábado entre las 10.00 y las 14.00 horas y está abierta a todas las edades, previa inscripción en la web de FNyH o en la del proyecto LIFE Anillo Verde de la Bahía de Santander, del que forma parte esta iniciativa. El día comenzará con una ruta guiada por la zona porque «a pesar de todo sigue siendo un lugar idílico», y después se distribuirán las tareas.

Fueron pasto de las llamas aproximadamente 500 plantas jóvenes de especies autóctonas. «Más o menos el 70% de la reforestación que habíamos hecho allí se ha quemado», según fuentes de la Fundación, en un incendio que en total ha afectado unas 25 hectáreas, según Ana Isabel Ríos, presidenta de la Junta Vecinal de Pámanes, a la que pertenecen los terrenos.