Francisco Robles gana el Ateneo de Sevilla con 'El último señorito'

Francisco Robles./
Francisco Robles.

El escritor cuenta la relación entre un joven propietario rural y la hija de sus criados desde la Andalucía de los años 50 hasta el siglo XXI

Álvaro Soto
ÁLVARO SOTOMadrid

El profesor y periodista Francisco Robles (Sevilla, 1963) logró este sábado el L Premio de Novela Ateneo de Sevilla, dotado con 40.000 euros, gracias a 'El último señorito', una obra que narra la relación entre un joven propietario rural y la hija de sus criados en la Andalucía de los años 50 y que décadas más tarde, ya en el siglo XXI, deriva en un conflicto sobre la paternidad y la herencia de la familia. La editorial Algaida publicará 'El último señorito' en otoño.

Director del Aula de Cultura de 'ABC' de Sevilla y profesor de Universitas Senioribus de la Fundación San Pablo Andalucía CEU, Robles subraya que el papel de los señoritos ha sido clave para entender la sociedad andaluza. «En los grandes cortijos, la relación entre los propietarios y los trabajadores llegaba mucho más allá de la mera cuestión económica. El señorito era una figura casi medieval y junto con sus trabajadores, los jornaleros y los manijeros (los capataces), se creaba una escala social con sus propias particularidades», detalla el autor, que se ha inspirado para esta novela en informaciones periodísticas y en un caso que le contó el abogado Fernando Osuna.

Robles explica que los últimos señoritos andaluces «crecieron después de la Guerra Civil y desaparecieron en la Transición y con la llegada de la democracia». «Con la industrialización de la producción rural, los propietarios se urbanizan y descubren que en las ciudades ya no se puede ser señorito», cuenta el escritor. A su juicio, figuras como la de Diego Cañamero, líder sindical agrario, ahora diputado por Podemos y trasunto de uno de los personajes de la novela, no tienen sentido en la actualidad. «Gente como Cañamero quiere introducir los mitos del pasado en el presente. Pero el campo ya no da dinero y tildar de señorito a un propietario agrícola que sólo pretende crear riqueza es ridículo, es utilizar el lenguaje del siglo XIX para contar realidades del siglo XXI», asevera Robles.

En cualquier caso, recuerda que las relaciones personales entre señores y criados no se han dado sólo en el campo andaluz, sino que son extensibles a otros ámbitos. «Allí donde ha habido relaciones de poder, también entre la burguesía y sus sirvientes, se han producido casos como los que cuenta la novela», indica Robles, autor de más de una veintena de libros relacionados con la literatura, el arte y la fotografía. Entre sus novelas destacan 'El aguador de Sevilla' y 'La maldición de los Montpensier', premio Solar de Samaniego 2016.

En su 50 edición, el Premio Ateneo de Sevilla ha contado con una aportación extraordinaria de la Fundación Unicaja a la obra ganadora, además de con la colaboración de Ámbito Cultural de El Corte Inglés. El premio tiene entre sus ganadores a escritores como Caballero Bonald, Antonio Burgos, Juan Marsé, Juan Eslava Galán, Felipe Benítez Reyes, Martín Casariego, Luis del Val, Espido Freire o Montero Glez. En la edición del 2017 se llevó el premio Jerónimo Tristante con 'Nunca es tarde'.

Ateneo Joven

Alba Ballesta (Orihuela, 1991) consiguió el Premio Ateneo Joven de Sevilla, dotado con 6.000 euros, con la obra 'Distinta Clara' (que también publicará Algaida en otoño), en la que una estudiante de literatura investiga sobre la vida de una poeta desconocida, Clara Dubasenca, de la que sólo se conoce un libro y que permitirá a la autora indagar sobre la vida de la escritora y de sí misma.

«Clara empieza a escribir por diversión y tiene una trayectoria errática, pero a lo largo de su vida se va tomando su vocación en serio», destaca Ballesta, que ha rebuscado en el alma de su personaje desde dos puntos de vistas, el detectivesco y el personal.

Graduada en Traducción e Interpretación y máster en Literatura Comparada, la primera novela de Ballesta fue 'Rari nantes' (Gadir, 2015), con la que obtuvo el XVI Premio Joven de Narrativa UCM. Entre 2015 y 2016 disfrutó de una beca de creación en la Residencia de Estudiantes, es también profesora de español y se dedica a la traducción literaria de autores como Marguerite Duras.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos