Un cántabro entre los mejores

Jorge Ruiz, durante el torneo de Mijas./WPT
Jorge Ruiz, durante el torneo de Mijas. / WPT

El torrelaveguense Jorge Ruiz, junto al valenciano Miguel Ángel Solbes, llega hasta octavos de final del torneo de Mijas del World Padel Tour

Sergio Herrero
SERGIO HERREROSantander

«El pádel en Cantabria va para arriba», dice. Él se ha convertido en la punta de lanza de este deporte en la Comunidad Autónoma. Y el pasado jueves ha llegado hasta su punto álgido... De momento. El torrelaveguense Jorge Ruiz (Torrelavega, 1992) alcanzó, junto al valenciano Miguel Ángel Solbes, los octavos de final del torneo de Mijas del World Padel Tour. Codeándose con las mejores palas del mundo y convirtiéndose, además, en el primer cántabro que se cuela en un evento de este tipo. «Ha sido increible. La primera vez que me meto en una fase final, que ya era mucho, y además ganamos a la pareja número 11 del mundo», relata Ruiz.

Después de superar las eternas fases previas, el sorteo de dieciseisavos les emparejó con Lucas Campagnolo y Lucas Bergamini, a los que derrotaron, contra todo pronóstico, por 7-6 y 6-4. «Desde dentro no lo ves, pero la gente que vio el partido dice que hicimos un auténtico partidazo». No es para menos, porque se deshicieron de una de las duplas más potentes.

Eso les dio el billete a octavos, donde les esperaba una de las mejores parejas del mundo, instalada en el 'top ten': Miguel Lamperti y Juan Mieres. Derrota por 6-3 y 6-3. El sueño se acabó. «Nos faltó chispa después de haber jugado siete partidos en tres días y medio. Contra gente de este nivel tienes que salir enchufadísimo, porque si no, sufres mucho», comenta Ruiz. Sus rivales llegaron con una carga mucho menor de esfuerzo y eso, unido a su superior nivel, puso freno a la evolución del cántabro y su compañero.

«Contra esta gente tienes que jugar enchufadísimo, porque si no sufres mucho»

Nueva pareja

Pero eso no merma la satisfacción que siente después de haber hecho historia a sus 25 años. De aquí en adelante, tiene mucho que decir una pareja recién formada: «Miguel Ángel me escribió hace un mes para que jugáramos juntos. Ya tenía ganas de compartir pista con él. Ha sido una gran ilusión. En nuestro primer torneo, ni lo soñábamos».

Jorge Ruiz inició su carrera en el tenis con apenas tres años en el Círculo de Recreo de Torrelavega. Siendo un niño, se marchó becado a Madrid, pero con 13 años, por diferentes circunstancias, regresó a casa. Aunque siguió en la cancha de tenis, al final colgó la raqueta. Pero la llamada del entrenador Miguel Sopeña le abrió la puerta a un mundo nuevo que, al final, se ha convertido en una apuesta ganadora. Cuando cogió la pala en serio tenía 17 años.

Ocho años después, en Cantabria no tiene rival. Juega para el Playa de Somo, con Luis Saiz como pareja, y acumula ya cuatro años sin perder un partido dentro del pádel regional. Así, con su equipo es vigente campeón de Copa y del campeonato liguero de Primera Categoría. Se le queda pequeño. Con un mayor rodaje al lado de Miguel Ángel Solbes, la cosa sólo puede ir a mejor en el panorama del pádel mundial.

«El objetivo ahora es seguir entrenando duro y esperar a que se vuelva a dar una oportunidad, aunque sé que es muy difícil», afirma. De momento, los puntos conseguidos en Mijas le harán abandonar el puesto 80 del ránking para mejorar su posición. Algo que ya le permitirá entrar directamente en el cuadro de algunos torneos, y en otros olvidarse de la pre-previa. Y como no se pone techo y estima que el pádel, pronto, será deporte olímpico, quién sabe si un día le tocará a él representar a España en una cita de este calado. «Eso sería la increíble».

 

Fotos

Vídeos