«Apoyaré el Presupuesto si el bipartito retoca su reforma fiscal, pero esperaba un sablazo mayor»

El diputado Juan Ramón Carrancio, secretario segundo de la Mesa de Parlamento, posa en el patio de la Cámara/Alberto Aja
El diputado Juan Ramón Carrancio, secretario segundo de la Mesa de Parlamento, posa en el patio de la Cámara / Alberto Aja

Juan Ramón Carrancio afirma que «PRC y PSOE lo hacen mejor en el Gobierno de Cantabria que el Partido Popular, que fue un auténtico desastre. Si gobiernan 4 años más nos llevan a la quiebra»

ENRIQUE MUNÁRRIZ SANTANDER.

Juan Ramón Carrancio, el exdiputado de Ciudadanos que se mantiene en el Grupo Mixto tras abandonar la formación naranja, se ha convertido de la noche a la mañana en el parlamentario de moda. Su voto puede ser la clave para aprobar las cuentas de PRC-PSOE sin los quebraderos de cabeza del año pasado. Está dispuesto a poner todas las facilidades que estén en su mano para ser la llave y se conforma con hacer algunos retoques a la reforma fiscal.

-Ha pasado de ser un diputado raso al más 'deseado' del hemiciclo.

-(Carcajadas) No quería ese poder. No era eso lo que pensaba cuando decidí irme de Ciudadanos. Sí que mediáticamente se me presta más atención, pero no fue ese el motivo de que nos fuéramos del partido.

-PRC y PSOE se quedan a un escaño de la mayoría absoluta, ¿será Carrancio el diputado 18, como ya le llaman en la oposición, que garantice la aprobación de los Presupuestos del bipartito?

-Lo del diputado 18 era un chistecito que saca el PP y su extensión, Ciudadanos, que no se sostiene. De las 30 primeras votaciones que tuvimos después de irme de Ciudadanos, voté en 15 ocasiones lo mismo que el bipartito. Pero en esas 30 ocasiones, Rubén Gómez votó 25 lo mismo que el PP. Si nos ponemos a poner calificativos, está más cerca mi excompañero de ser el diputado 14 del PP que yo el 18.

«Rubén Gómez está más cerca de ser el diputado 14 del PP que yo el 18 de los coaligados PRC-PSOE»

-No se escape por las ramas, ¿va a ser la llave del Presupuesto?

-Estamos empezando a estudiarlo, pero todavía no hemos tenido negociaciones. Si la subida de impuestos sigue así y no admiten determinadas medidas que considero imprescindibles, mi voto va a ser negativo. Apoyaré el Presupuesto si retocan a determinados impuestos que afectan a las clases medias.

-Hace una semana dijo que no iba a aprobar las cuentas si subían Sucesiones y Transmisiones Patrimoniales. Da la sensación de que ha rebajado sus líneas rojas y que se conforma con que suban, aunque menos de lo previsto.

-Es que hace una semana me esperaba una salvajada. Oyendo hablar a María José Sáenz Buruaga pensé que el sablazo iba a ser de entre 70 y 90 millones. El año pasado el bipartito trajo una reforma fiscal de 36 millones y sinceramente cuando he visto que era de 20 millones he respirado aliviado y me he dicho 'no es tanto'. Ahora bien, hay impuestos que no van a ser útiles y no van a recaudar más.

-¿Qué va a plantear usted?

- A mí me gustaría que se quede como estaba pero me temo que eso no va a ser posible. Quiero hacer cambios en Transmisiones Patrimoniales y Sucesiones, que no es una subida absolutamente salvaje, pero no se puede quedar como está. Es necesario cambiar los tramos o, en su caso, incrementar las exenciones.

-Se lo está poniendo en bandeja con su cambio de criterio.

-La parte impositiva que afecta a la clase media hay que tocarla sí o sí. No voy a ceder, pero ya veremos cómo, porque luego los impuestos no son una cosa sencilla y unos afectan sobre otros. Todo tiene matices. Esa es la parte cínica del PP, aquí se quejan y en Madrid exigen que aumenten para cuadrar las cuentas. Esta subida de impuestos es una broma comparada con la que hizo el PP cuando gobernó.

«Votaré una enmienda la totalidad con el resto de fuerzas si no aceptan mis propuestas»

-¿Apoyaría una enmienda a la totalidad con el resto de partidos sin texto alternativo para devolver las cuentas a Peña Herbosa?

-Por supuesto. Si no consigo lo que quiero, claro. Entiendo que nos llamarán antes de las enmiendas a la totalidad.

Celedonio Martínez

-¿Está la oposición utilizando su salida de Ciudadanos, calificándole a diario como tránsfuga, como ariete contra el bipartito?

-Es una táctica propagandística del PP y Ciudadanos que, como no tiene personalidad, le sigue. El asunto con Ciudadanos es más preocupante porque no tengo claro si distinguen entre lo que dice la ley y lo que viene en wikipedia. Digo esto porque he oído al diputado nacional Félix Álvarez como si wikipedia fuese una referencia.

-Teme que acabe calando el mensaje en el Gobierno y busquen otro aliado, porque Revilla siempre ha sido muy crítico con el transfuguismo y ha dicho que son peores que los narcotraficantes.

-No soy tránsfuga con la ley en la mano y, evidentemente, tampoco narcotraficante -dice entre risas-, eso lo saben. Tiene su guasa que traten de vender ese mensaje desde Ciudadanos cuando han montado todo el partido con gente rebotada de otras formaciones.

«Me gustaría presentarme en Santander»

–¿Dónde le gustaría presentarse dentro de dos años?

–Al Ayuntamiento de Santander, pero veremos lo que ocurre. Vine aquí porque no quedó otro remedio, porque no éramos tantos. Pero en realidad donde conozco la Administración es en el Ayuntamiento de Santander, donde llevaba tres décadas trabajando y estuve en el comité de empresa.

–¿Qué le parece la gestión de la alcaldesa, Gema Igual?

–Me parece que no lo está haciendo bien, igual que tampoco lo hizo Íñigo de la Serna. Su gestión deja mucho que desear. Ahora están contribuyendo a hacer de Santander una ciudad desierta, matando el comercio, expulsando a la población joven...

–Uno de sus exconcejales, David González, sigue siendo su muleta.

–Hasta donde sé, Cora Vielva va a colaborar con Ola Cantabria, pero David González, no. No puedo hablar en su nombre, pero me gustaría que modificara la política que lleva en el Consistorio, creo que no es la acertada.

-Incluido usted mismo...

-Pero cuando yo llegué a Ciudadanos llevaba un año alejado de la política. Había salido de UPyD para irme a mi casa casi 12 meses antes de afiliarme y crear Ciudadanos. Sin embargo, muchos de los cuadros de Ciudadanos salen días antes de acabar el mandato para poder presentarse en las listas.

-En Ciudadanos denuncian que el pago a su apoyo al Presupuesto es que siga en la Mesa.

-Mi compañero olvida intencionadamente que con la ley en la mano yo no he salido del grupo. Hay tres letrados que no se van a jugar su prestigio ni su puesto por una tontería de estas y que han hecho un informe aplastante. Que ellos se muevan por dinero es otras cosa. El primero, Rubén Gómez, que nunca ha trabajado y tiene que amarrarse aquí como pueda. Él estaba negro por no perder el puesto de portavoz y mata para que no le quiten las dietas.

«No me afiliaré a Ola Cantabria hasta 2019, aunque apoyaré sus iniciativas»

-¿Se siente cómodo con el bipartito? ¿Cómo valora su gestión?

-Le voy a decir la verdad. Cuando llegué al Parlamento tenía una opinión de que en el PP eran buenos gestores. Después de haber trabajado en tres Presupuestos y a pesar de que PRC y PSOE no me gustan, sinceramente creo que el bipartito lo está haciendo mejor que el PP en el Gobierno, que fue un auténtico desastre. El PP presumió de austeridad al reducir el parque empresarial público, pero luego subió el gasto total. En realidad, hizo el truco del tocomocho. Además, disparó en cuatro años la deuda. Si el PP llega a estar otra legislatura nos lleva a la quiebra.

-Leyéndole, la oposición va a pensar que tiene síndrome de Estocolmo con el Gobierno.

-No le estoy defendiendo, parto de la base de que no me gusta. Ahora entre dos malos, el PRC-PSOE me parece lo menos malo. Seguro que me criticará, pero eso no es una excusa. Si tengo que votar una enmienda a la totalidad lo voy a hacer.

Alberto Aja

-Hace una semana archivaron la causa contra usted por falsedad documental que calificó como una cacería política. ¿Va a tomar usted acciones judiciales?

-Esa denuncia - el juez en su auto reconoció que no se aportaron pruebas- sale de dentro del partido y fue absolutamente una cacería. El secretario general me pidió que dimitiera cuando había dos cargos en La Rioja imputados por malversación y a ellos se les protegió. No éramos cómodos para Madrid. Como vea el más mínimo resquicio denunciaré.

«La política que David González lleva en el Consistorio de Santander no es la acertada»

-¿Se arrepiente de haber entrado?

-No me arrepiento porque en aquel momento el ideario era el de un partido de centro, porque si hubiese querido ir a un partido de derechas me hubiera afiliado al PP. No estoy demonizando al PP, pero no es lo que yo quiero. Ciudadanos ha dado un viraje ideológico a la derecha de 90 grados, no se ha andado con medias tintas.

-¿Y ese espacio de centro lo va a encontrar en Ola Cantabria?

-Sí. Mi idea es colaborar con ellos. No voy afiliarme todavía, lo haré cuando acabe mi ciclo político.

-La decisión de no afiliarse no es sólo una manera de sortear el transfuguismo, porque al final va a defender sus propuestas y, de hecho, ya aparece en su web.

-Voy a tener un grupo que defiende mis ideas y voy a aprovecharlo. Sería una pérdida de tiempo trabajar dos veces, pero no me parece correcto afiliarme ahora a ningún otro partido.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos