Un diálogo obligado por ley

Eva Díaz Tezanos, a su llegada a la reunión/
Eva Díaz Tezanos, a su llegada a la reunión

El Gobierno incluirá una norma para que la Administración autonómica tenga que negociar con patronal y sindicatos quiera o no

DAVID REMARTÍNEZSantander

Un diálogo obligado por ley. Es lo que ha planteado hoy el Gobierno de Cantabria: aprobar una norma que comprometa al Ejecutivo autonómico, sea cual sea su color, a sentarse en la denominada Mesa de Diálogo Social, el lugar que utilizan la Administración, la patronal y los sindicatos para, en teoría, acordar asuntos principales, desde los salarios de los funcionarios hasta el dinero para formación o estrategias de empleo.

Durante la anterior legislatura, ese diálogo se transformó en divorcio, pues los duros recortes económicos implantados por el Partido Popular fueron rechazados de plano por los sindicatos, con el subsiguiente enfrentamiento casi global. El enfado duró prácticamente los cuatro años del mandato. Ahora, el bipartito PRC-PSOE quiere firmar la paz y obligar a los posteriores gabinetes políticos a intentarla. Para ello, añadirá una cláusula en tal sentido dentro de la Ley de Participación Institucional, según ha señalado hoy.

El esquema de la mesa mantendrá el formato y los invitados habituales: reuniones de políticos, empresarios y sindicalistas, junto a otras instituciones como la Universidad, para hablar de progreso, a ser posible con una frecuencia fija. No obstante, los nombres que rodean la reactivación de estos encuentros son algo más rimbombantes en su ambición: el denominado Consejo General del Diálogo Social propiciará "en breve" un Acuerdo Marco para el Empleo, la Cohesión Social y el Desarrollo Económico de Cantabria. Este documento recogerá las mejores voluntades de sus firmantes para sacar adelante la región, esto es, todas las medidas para conseguir potenciar el crecimiento económico, el empleo, y el reparto equilibrado de beneficios, esfuerzos y cargas para reforzar la cohesión social.

Ha sido la vicepresidenta regional, Eva Díaz Tezanos, quien ha anunciado hoy el asunto con una declaración institucional. Lo ha hecho tras presidir la segunda Mesa de Diálogo Social, a la que Miguel Ángel Revilla no ha podido asistir, pero donde sí han estado la mayor parte de los miembros del Ejecutivo, los secretarios de CC OO y UGT, Carlos Sánchez y María Jesús Cedrún, respectivamente, y el presidente de CEOE-Cepyme, Lorenzo Vidal de la Peña, entre otros.

Para determinar cuáles son esas medidas que necesita imperiosamente Cantabria si quiere prosperar, el Ejecutivo constituirá once mesas de trabajo sobre otras tantas materias. De Industria a Turismo o Sector Forestal, en su mayoría coincidentes con los departamentos de las ocho consejerías regionales, y en su mayoría también encabezadas por el respectivo consejero.

Y para completar la declaración solemne, el Gobierno también ha anunciado tres ejes estratégicos y transversales: Empleo y Personas; Nuevo Patrón de Crecimiento; y Cohesión. Todos, con el reto de poner a Cantabria en los puestos de cabeza de España.

En esencia, el escenario es bastante parecido al que dibujó el Ejecutivo de Ignacio Diego en el anterior mandato con 'Invercantabria', un foro que también pretendía aprovechar recursos y captar dinero.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos