La directora de Pesca prevé un avance en la IGP de la anchoa para final de año

De izquierda a derecha, Iván Zuazua, Marta López, Eduardo Sanfilippo, Rebeca Pedraja e Ignacio Corral. / VÍDEO: PABLO BERMÚDEZ | FOTO: ALBERTO AJA

Cinco expertos analizan en una conferencia en El Diario Montañés los retos, el mercado, la industria y las tendencias del sector conservero de Cantabria

Diego Ruiz
DIEGO RUIZSantander

Aspectos tan importantes como la sostenibilidad, la creación del sello de calidad IGP, el mercado interior y exterior, el etiquetado, la cuota de pesca, los países relacionados con la captura y la venta del producto y el futuro del sector, entre otros, se pusieron ayer en debate en la conferencia 'Retos de la Industria Conservera: mercados, industria y tendencias' del ciclo 'La Agroalimentación en el Siglo XXI. Productos, nutrición y gastronomía' organizado por El Diario Montañés, con el patrocinio de la Universidad Europea del Atlántico y Grupo Consorcio. Tres directivos de esta empresa, junto a la directora general de Pesca y Alimentación del Gobierno de Cantabria, fueron los encargados de desarrollar estos aspectos ante un nutrido grupo de asistentes. Participó asimismo en la charla el nuevo director general de Consorcio, Ignacio Corral.

Fue interesante conocer de boca Marta López, la directora general del Ejecutivo regional, la marcha del proceso para conseguir para la anchoa del Cantábrico el sello de calidad IGP (Indicación Geográfica Protegida). Y según señaló, para finales de año se podrá contar con un «proyecto de decreto» con vistas a ser aprobado y presentado por una asociación de conserveros en Bruselas. Reconoció, sin embargo, que existen «intereses encontrados» y que hay «miedo y recelo en el sector». En cuanto a éste, afirmó que hoy en día goza de buena salud, que el año pasado la costera «fue muy buena» y la actual «no se está dado nada mal».

El redactor jefe de El Diario, José Luis Pérez, durante la presentación del acto celebrado en el periódico junto a los responsables de las conserveras cántabras y la directora de Pesca.
El redactor jefe de El Diario, José Luis Pérez, durante la presentación del acto celebrado en el periódico junto a los responsables de las conserveras cántabras y la directora de Pesca. / FOTO: ALBERTO AJA

Transparencia

Eduardo Sanfilippo, director de Márketing de Grupo Consorcio, habló sobre la imagen de calidad que proyecta la industria cántabra en España y el extranjero, sobre todo en cuanto a la anchoa y el bonito se refiere. Reconoció que el cliente sabe lo que quiere comprar y consumir y que ya «no valen subterfugios», por lo que hay que ser «transparentes», dijo, y dar a conocer todos aspectos que van «desde el lugar donde se captura el producto hasta que llega a casa». Fue realmente interesante su exposición final sobre tendencias, distribución, conocimiento del cliente y la creación de marcas.

El director industrial de Consorcio, Iván Zuazua destacó la dificultad del sector conservero, «donde trabajamos con unos seres vivos» que hay que «cuidar desde que se pescan». Además, incidió en que este tipo de empresas «son de personas» con maquinaria «cada vez más moderna», pero que «no hay que llenarlas de robots». Destacó también que el proceso manual en el sector conservero es imprescindible y que nunca se podrá remplazar. Y en cuanto a la costera del bocarte de este año, dijo que se ha «cubierto el cien por cien de lo que necesitábamos», por lo que da por cerrada la misma.

A Rebeca Pedraja, responsable de Exportación de Grupo Consorcio, le tocó dar a conocer los datos relacionados con las ventas de conservas en el extranjero. Los principales mercados en la actualidad son, según señaló, «España, Italia, Francia, Estados Unidos, Canadá y Australia», y se intenta vender también en Japón.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos