Fútbol | Gimnástica

El nuevo reto: ocho partidos de catorce

Pablo Lago, durante el partido del sábado en Urritxe./LOF
Pablo Lago, durante el partido del sábado en Urritxe. / LOF

La Gimnástica calcula que tendrá que sumar aproximadamente 24 puntos más para evitar el descenso de categoría

Aser Falagán
ASER FALAGÁNSantander

Cuando Pablo Lago salió ayer a la sala de prensa de Urritxe sus palabras y actitud no reflejaban mucha satisfacción. Él mismo lo decía. La Gimnástica había rescatado un punto ante el Amorebieta en un partido en el que fue por detrás, pero lo que en otros tiempos hubiera resultado satisfactorio, una remontada y un punto a domicilio, ahora sabe a demasiado poco. Los gimnásticos siguen volcados en la permanencia pese a que los últimos malos resultados han mellado los ánimos en el club, y las cuentas son claras: son necesarios 24 puntos para alcanzar esa frontera de 43 en la que se calcula la permanencia o, al menos, la promoción. 24 puntos en catorce partidos.

Tras un doble enfrentamiento a domicilio ante adversarios directos que se ha saldado con un punto, la Gimnástica tiene, esta vez sí, un partido que puede resultar definitivo ante el Leioa. Los blanquiazules reciben el domingo a las cinco de la tarde al equipo universitario, que en las últimas semanas ha bajado ligeramente su rendimiento -llegó a estar en puestos de fase de ascenso y ahora es quinto- pero que sigue siendo un adversario muy sólido. Todo un baremo con el que medir de nuevo las posibilidades de los cántabros de seguir un año más en la categoría de bronce.

Los números

19
puntos ha sumado la Gimnástica en las 24 primeras jornadas en Segunda División B. Cuatro victorias, siete empates y trece derrotas.
12
goles ha marcado, a 0,5 por partido. Los de Pablo Lago los rentabilizan al máximo, pero el escaso saldo realizador es la clave de la mala dinámica.
3
fichajes de invierno ha llevado a cabo para revertir la situación, dos de ellos (Leandro y Gio Navarro), delanteros que llegan para aportar mas gol.

«Si tenemos opciones de ganar partidos hasta el minuto 90, tendremos opciones de llevarnos los partidos y de lograr la salvación. No podemos permitirnos el lujo de competir como el día de Vitoria», decía ayer un Pablo Lago que dejó ver que, a pesar de la urgencia por resolver el problema de los goles, es muy probable que se la juegue a un sistema con cinco defensas. Y es que cuando ha apostado por un juego más alegre el resultado no ha sido mejor: mismas dificultades anotadoras pero mayores problemas defensivos.

Antecedentes

El objetivo es complejo, pero algunos datos invitan a cierto optimismo. En la primera vuelta la Gimnástica sumó quince puntos en esos catorce partidos (cuatro victorias y tres empates), un balance muy superior al de la media liguera. De hecho, todas las victorias blanquiazules a lo largo del año corresponden a este periodo: frente a Gernika, Mirandés (en casa), Arenas y Sporting B (a domicilio).

Un saldo aun así insuficiente, pero se debe tener en cuenta que los blanquiazules cuentan ahora con los dos delanteros fichados para terminar con la falta de gol; Leandro y Gio Navarro, y con otro jovencísimo atacante: un Dani Salas fichado como apuesta de futuro que empezó el curso lesionado y ahora está ya a disposición de Lago. Tres refuerzos para la demarcación en la que más se ha sufrido. Sobre todo, porque en ocasiones se ha encontrado desasistida de balones... y de efectivos. Y de cuyo mejor rendimiento dependerá en buena parte que se pueda cumplir ese objetivo de los 24 puntos más.

El calendario

Gimnástica-Leioa

Gernika-Gimnástica

Gimnástica-Oviedo B

Logroñés-Gimnástica

Gimnástica-RealSociedad B

Mirandés-Gimnástica

Gimnástica-Arenas

Izarra-Gimnástica

Gimnástica-Racing

Cultural de Durango-Gimnástica

Gimnástica-Barakaldo

Langreo-Gimnástica

Gimnástica-Sporting B

Calahorra-Gimnástica

 

Fotos

Vídeos