Natación

Erika Villaécija, estrella delTorneo de Natación de Camargo

Erika Villaécija en la piscina de Cros (2016), cuando ganó el Trofeo de Natación de Camargo . /Roberto Ruiz
Erika Villaécija en la piscina de Cros (2016), cuando ganó el Trofeo de Natación de Camargo . / Roberto Ruiz

La nadadora, que anunció su retirada en diciembre, se despedirá de la competición en activo en la cita cántabra, en la que es la gran favorita en su categoría

Marcos Menocal
MARCOS MENOCALSantander

Que Erika Villaécija, una mejores nadadoras de las historia de la natación española, con 34 medallas entre mundiales y europeos, decida retirarse en el 29º Trofeo de Natación de Camargo, que se presenta hoy, es una carta de presentación que no necesita más. El acto se celebrará en La Vidriera (19.30 horas) y contará con la presencia de las autoridades y del bracista uruguayo Martín Andrés Melconian, mundialista, olímpico, campeón de España y cuatro veces ganador en Camargo. La competición se desarrollará este fin de semana y reunirá a 762 deportistas. La nadadora catalana llegará el mismo sábado y competirá por la tarde y el domingo por la mañana.

Se iniciará con la participación de los más pequeños, que nadarán la distancia de 50 metros en categoría benjamín y de 100 metros en categoría alevín. Podrán participar en una prueba por nadador y estilo. En total hay 423 participantes de dichas edades –180 chicos y 243 chicas– pertenecientes a 24 clubes (quince de Cantabria, dos de Madrid, dos de Castilla y León, dos de Asturias, dos de La Rioja y uno del País Vasco).

La categoría mayor, integrada por los infantiles, júniors y absolutos, compite en dos jornadas, el sábado por la tarde y el domingo por la mañana. Los nadadores disputan dos pruebas de un determinado estilo (espalda, braza, crol o mariposa) a elegir entre tres distancias (50, 100 o 200 metros). Con sus tiempos obtienen puntos de la tabla FINA (Federación Internacional de Natación) que son los que les sirven para la clasificación final con la suma de sus dos pruebas. Este método de competición permite que cada nadador participe con su mejor estilo, de manera que los que se suben al podio quizás ni hayan competido entre sí.Camargo congregará al incipiente futuro nacional de la natación y por la piscina de Cross pasarán este fin de semana los nadadores con más posibilidades y nivel del país.

Fin de semana de estrellas

Aún así, la gran atracción del trofeo será Villaécija, del CN Sabadell, que acaba de retirarse el pasado mes de diciembre, tras 16 años en la élite, pero que ha querido despedirse en el trofeo de Camargo, al que ya acudió hace tres ediciones para ganarlo. Participará en 100 y 200 metros crol, y recibirá la máxima distinción del club anfitrión: una réplica del bastón de mando de la cueva de El Pendo.

Erika ha sido una vez campeona del mundo, tres de Europa, seis veces subcampeona de Europa, un bronce en un campeonato del mundo y otro en un europeo. Las aguas de la piscina de Cros serán testigo de las últimas brazadas competitivas de una de las mayores figuras de la natación nacional. Por su parte, el mundialista, olímpico y campeón de España Melconian, que ganó el trofeo camargués en cuatro ocasiones, entrenará y dará cursillos a los más pequeños.

Además de ellos, los aficionados podrán disfrutar de Sergio Ortega, del Gredos, que acaba de proclamarse campeón de España de 50 braza y viene con la intención de batir el récord nacional de esa distancia. Y de Jaime Morote, de SEK de Juan Camus. Ellos dos, junto con Melconian, integrarán una competición de braza de primer orden

Jorge Martín Lozoya, del SEK, llega a Camargo con un tiempo estratosférico en 100 espalda. Fue campeón de España en 2016, con una de las mejores marcas nacionales de todos los tiempos (52.22). Tendrá que pelear en esa distancia con otro nadador de gran proyección, Raúl Sánchez, del Gredos, que se ha inscrito con 53.03.

El incombustible Mikel Bildosola, del Getxo, varias veces campeón de España y el pasado mes de septiembre campeón del mundo máster de 100 metros libres competirá en 50 y 100 libres, pruebas en las que tendrá que vérselas con el joven nadador del Bidasoa XXI Oskitz Aguilar. Por la línea femenina, la nadadora del Getxo, Ane Ibarrondo, le puede dificultar las cosas a Villaécija. En definitiva, un año más la piscina de Cros lucirá sus mejores galas y permitirá que los jóvenes nadadores cántabros convivan con grandes figuras nacionales.