Rugby

Los bisontes superan a los estudiantes

Imagen de archivo de Tai Palmieri, que este domingo fue uno de los jugadores destacados en la victoria del Senor. /DM
Imagen de archivo de Tai Palmieri, que este domingo fue uno de los jugadores destacados en la victoria del Senor. / DM

El Senor Independiente tuvo que sufrir en los últimos compases para ganar a un Cisneros que aspira también a los play off

Diego Ruiz
DIEGO RUIZSantander

El Senor Independiente logró este domingo una importante victoria en San Román. Importante por dos motivos, el primero por la entidad del rival, el Complutense Cisneros, que aspira, como el conjunto cántabro, a jugar los play off al final de la fase regular. El segundo, porque ahora los pupilos de Tristán Moziman se aúpan al tercer puesto de la tabla, tras el Salvador y el Quesos. Un puesto que dice mucho, por ahora, de las intenciones en esta Liga 2017-2018 del conjunto cántabro.

40 Senor Independiente

Leibson, Leo Bulacio, Domínguez, Álvarez, Colombo, José García, Juanpi Guido, Agus Schab, Mariano García, Zabalegui, Tai Palmieri, Ducamp, Jackman, Luataro y Poet. Jugaron también Gudiño, Altamirano, Ottoño, Fraser, González, Soria, 'Viti' Sánchez y Lucas Latrónico.

29 Cisneros

Llanes, Del Hoyo, Hattori, Núñez, Mendoza, Marín, Cerquinho, Del Valle, Munilla, Norton, Soriano, Boccardo, Stewart, Martínez y Domínguez. Además, Simón, Vallejo, Espinos, Molina, Hayali, Mclernon, Calatayud y Mañero.

Marcador:
7-14-19-26-33-40. 7-12-17-22-29. Ensayaron por el Senor: Domínguez, Ducamp, Lautaro, Bulacio, Fraser y Tai Palmieri. Transformó: Mariano (4). Por el Cisneros ensayaron: Stewart, Marín, Cerquinho (2) y Soriano. Transformaron: Martínez y Norton.
Árbitro:
Pedro Montoya, ayudado en la líneas por Andrés Rodríguez y Jesús Fernández.
Incidencias:
Campo de San Román. Cerca de 500 especadores en una mañana muy soleada.

El encuentro comenzó con mucha fuerza por parte de cántabros y madrileños. Fueron estos últimos los que anotaron primero, a los tres minutos, gracias al ensayo de un viejo conocido de la afición santanderina, Richard Stewart, y a los siete, esta vez, con Guillermo Marín como protagonista. Con 0-12, tocaba remar y los de Moziman se pusieron manos a la obra. Dejaron a un lado los nervios iniciales y la delantera comenzó a labrar un gran encuentro. Fue Zabalegui quien cogió las riendas del equipo, ayudado por la gran velocidad de Tai Palmieri. Así, tres minutos después del último ensayo del rival, Domínguez lograba cinco puntos para los verdes, sumando dos más del ensayo del siempre acertado Mariano.

La progresión del Senor Independiente se iba notando minuto a minuto, y en el 17, ensayaba Ducamp y trasformaba otra vez el capitán. Antes del descanso, Lautaro Lualdi y Leo Bulacio, con un ensayo de melé, -y nueva transformación de Mariano- ¡establecían una ventaja de 26-12.

Los de Moziman salieron de los vestuarios a por el partido, tratando de esquivar esos agobios de los últimos minutos. Había que ganar ante la afición y sumar unos puntos importantes de cara al futuro. Quedaba además mucho tiempo por delante y todo por resolver. En las gradas se mezclaban los nervios y la emoción. Moziman había movido el banquillo: salieron Altamirano, Mario, David González, Viti, Latrónico, Fraser, Gudiño y Soria.

Fue en esta segunda parte cuando los madrileños comenzaron a desplegar su juego. En un cuarto de hora de sufrimiento y tras un ensayo de Fraser, seguido de los dos puntos de Mariano, el Cisneros, gracias a los aciertos de Cerquinho, Norton y Soriano, este último anotando entre los dos palos, logró ponerse a tan solo cuatro puntos (33-29).

Los estudiantes se vinieron arriba e incluso parecía posible la remontada madrileña, pero los bisontes aguantaron con una acertada delantera y una touche ganadora. Y ya con el tiempo cumplido, Palmieri y Mariano pusieron la guinda al pastel (40-29).

 

Fotos

Vídeos