La construcción de un parque en 'La Charca' podría concluir en abril

El alcalde y el concejal de Obras visitaron la zona donde se están ejecutando los trabajos./DM .
El alcalde y el concejal de Obras visitaron la zona donde se están ejecutando los trabajos. / DM .

El alcalde afirma que los trabajos avanzan a «buen ritmo» y destaca la «repercusión social» que tendrá la actuación para los vecinos

Irene Bajo
IRENE BAJOColindres

Las obras para construir un nuevo parque en el antiguo barrio de Viar, comúnmente conocido en Colindres como 'La Charca' por el lugar que le ocupa, podrían estar finalizadas en el mes de abril, según informó el alcalde de Colindres, Javier Incera. El regidor visitó recientemente los trabajos que se están ejecutando en la zona y que «permitirán transformar una zona que lleva años degradada en un gran parque público».

El proyecto prevé la transformación de este espacio degradado en una zona de ocio de 3.000 metros cuadrados, que contará con una lámina de agua a modo de laguna y una pasarela.

Acompañado por el concejal de Obras, Pablo Ruiz, el regidor comprobó el estado de los trabajos, que comenzaron hace un mes y que avanzan «a buen ritmo», según los representantes municipales. La inversión está cofinanciada por la Consejería de Obras Públicas y Vivienda del Gobierno de Cantabria y el Consistorio, ya que es uno de los proyectos que el Ayuntamiento de Colindres presentó al Plan de obras municipal. Las obras han supuesto una inversión superior a los 300.000 euros y la previsión es que finalicen el próximo mes de abril.

El nuevo espacio verde, de 3.000 metros cuadrados, tendrá una lámina de agua a modo de laguna

Tras visitar los trabajos el alcalde quiso destacar la «repercusión social» que a su juicio tendrá esta actuación en el municipio, dado que «vamos a convertir una zona, que ha estado en desuso y degrada durante mucho tiempo, en un espacio único y de referencia para todos los colindreses», enfatizó.

Y es que, según detalló el primer edil colindrés, se trata de un proyecto «singular», que incluye la construcción de un nuevo parque público de 3.000 metros cuadrados «con una lámina de agua que generará la sensación de ser una laguna y que se podrá recorrer a través de una pasarela de madera».

El regidor hizo también referencia a localización del parque, que se encuentra en el punto de transición entre el Colindres urbano y el casco antiguo, de modo que «se convertirá en la entrada a la zona histórica del municipio, realzando su belleza y valor patrimonial».

Este nuevo área contará con dos jardines diferenciados y con un diseño adecuado al entorno, funcionando como un espacio complementario al parque de La Alameda y los jardines de la Casa de Cultura y Casa Serafina, «pero con entidad propia», matizó Incera.

Estas obras permitirán recuperar un área degradada y en desuso en la zona de La Alameda

Según detalló, sobre el estanque se habilitará un mirador y una plataforma en la que se colocará una escalinata a modo de grada, «donde los vecinos podrán sentarse tranquilamente a disfrutar del entorno». También se habilitará una senda que circunvalará el parque y que representará lo que los visitantes podrán encontrarse en el Casco Antiguo.

Nuevo espacio

Para el alcalde «es un proyecto ambicioso e integrador que dará solución a una demanda histórica y que convertirá un terreno inaccesible e inutilizado en un punto especial de esparcimiento para el disfrute de los colindreses».

La parcela conocida como La Charca, situada al suroeste del Ayuntamiento, en el Barrio de Cortinas, es de titularidad municipal y hasta el inicio de estas obras se encontraba colonizada por vegetación -principalmente juncos-, lo que genera molestias de olores e insectos. Con esta obra se conseguirá, por tanto, mejorar la calidad de vida de los residentes en la zona y la estética de este entorno emblemático.

 

Fotos

Vídeos