Atrapan a la falsa peregrina y sus compinches que robaban móviles en el albergue de Ontón

Patrulla mixta entre Guardia Civil y Gendarmería Francesa en la vigilancia del Camino del Norte en la zona oriental de Cantabria./OPC
Patrulla mixta entre Guardia Civil y Gendarmería Francesa en la vigilancia del Camino del Norte en la zona oriental de Cantabria. / OPC

La Guardia Civil y la Gendarmería Francesa patrullan juntos en Cantabria para velar por la seguridad de los peregrinos que realizan el Camino de Santiago

DM .
DM .Santander

La Guardia Civil de Cantabria ha esclarecido los hurtos de teléfonos móviles acaecidos el pasado mes de junio en el albergue de peregrinos de Ontón, desplegando una operación bautizada como 'Compostelana' que se enmarcó dentro del Plan de Seguridad Jacobea. Se llegó hasta los presuntos autores, que resultaron ser una falsa peregrina de nacionalidad boliviana, que actuaba con el apoyo de un vecino de Vizcaya natural de Senegal y un tercero que facilitaba la fuga.

Fueron agentes del equipo de Policía Judicial de Laredo los que se encargaron de la investigación y averiguaron la identidad de los dos hombres y de la mujer. Uno fue detenido esta semana en Bilbao y se le han instruido diligencias en calidad de investigado. El otro hombre está actualmente en prisión por otros hechos y en cuanto a la mujer, plenamente identificada, será citada por la autoridad judicial que dirige la investigación.

La falsa peregrina

La Guardia Civil tuvo conocimiento que durante la madrugada del pasado 7 de junio se habían hurtado tres teléfonos móviles a peregrinos que se encontraban alojados en el albergue de Ontón. Estos teléfonos habían sido dejados cargando durante la noche por sus dueños.

Durante la investigación se pudo averiguar que un hombre fue visto apoderándose de los teléfonos, abandonando el albergue y seguido por una mujer que se encontraba alojada allí. En los exteriores les esperaba otro hombre, dándose a la fuga en un vehículo.

Estas pesquisas pusieron al descubierto que la citada mujer había llegado al albergue pasadas las 22.00 horas de la noche del hurto, haciéndose pasar por una peregrina. Durante la madrugada facilitó la entrada de uno de los hombres citados para apoderarse de los teléfonos. Los agentes averiguaron la identidad de la mujer y que era natural de Bolivia.

Con los datos conseguidos pudieron establecer la identidad del resto de los participantes en los hurtos de los teléfonos.

Plan de Seguridad Jacobea

Dentro del Plan de Seguridad Jacobea se está potenciando el intercambio de información fluida entre los responsables de los establecimientos hosteleros y albergues, y la Guardia Civil. Según explica el instituto armado, con este sistema se busca el conocimiento de la presencia de personas sospechosas tanto en estos establecimientos como en sus proximidades.

Además del contacto que puedan mantener los responsables de estos establecimientos con las patrullas, tienen a su disposición como canal directo las 24 horas del día el teléfono 062 de emergencias de la Guardia Civil, siendo un nexo de unión permanente para cualquier vicisitud que afecte a la seguridad.

Igualmente y como refuerzo a este Plan se encuentran patrullando conjuntamente con la Guardia Civil efectivos de la Gendarmería Nacional de Francia, motivado por el aumento de peregrinos y turistas procedentes de Francia, si bien colaboran en todo lo relacionado con la seguridad del Camino de Santiago. Estos efectivos patrullarán por Cantabria hasta el próximo 15 de septiembre.

Alertcops, el acompañante del peregrino

La Guardia Civil informa de otra forma de contribuir a la seguridad del peregrino y de cualquier ciudadano, que es la aplicación para dispositivos móviles denominada Alertcops y perteneciente al Ministerio del Interior. Con la instalación de esta aplicación se tiene un enlace directo con la Guardia Civil o la Policía Nacional para, de esta forma, poder alertar de una situación delictiva o de riesgo de la que se sea víctima o testigo, y enviar la ubicación exacta para poder recibir ayuda.

Esta aplicación gratuita actúa como canal bidireccional entre el ciudadano y las Fuerzas de Seguridad del Estado, permitiendo tener un chat con el que se pueden mandar fotos y vídeos, así como traducción en tiempo real.

También es configurable para que la posición exacta en la que se encuentre el usuario pueda ser conocida por las personas que él tenga habilitadas o por los efectivos policiales para casos de emergencia, y de esta forma recibir una ayuda más rápida y precisa.