Obras Públicas construirá un nuevo pantalán en el puerto de Santoña

Zona en la que se instalará el nuevo pantalán, junto al que se construyó en el año 2015. /Ana Cobo
Zona en la que se instalará el nuevo pantalán, junto al que se construyó en el año 2015. / Ana Cobo

La instalación podrá acoger a pesqueros de pequeño tonelaje y requerirá una inversión de 224.000 euros

Ana Cobo
ANA COBOSantoña

La Consejería de Obras Públicas del Gobierno de Cantabria sacará en los próximos días a licitación la construcción de una estructura flotante -pantalán- para el amarre de embarcaciones en la zona norte de la dársena sur del puerto de Santoña. La construcción de esta nueva instalación portuaria supondrá un desembolso 224.154 euros por parte del Ejecutivo regional. El consejero de este departamento, José María Mazón, ya aprobado el expediente para la contratación de este proyecto y ha autorizado el gasto para la presente anualidad. La obra, una vez adjudicada, cuenta con un plazo de ejecución de tres meses.

El nuevo pantalán flotante tendrá cabida para una decena de embarcaciones que tengan entre 10 y 20 metros de eslora. Su construcción no solo aumentará la capacidad de amarre de pesqueros de pequeño tonelaje en esta zona del muelle, sino que facilitará a estas embarcaciones la maniobra de atraque, la descarga del pescado, así como el embarque y desembarque de sus tripulaciones, algo que había sido reclamado desde hace tiempo por los pescadores de la villa.

Su construcción responde a una demanda de la Cofradía de Pescadores Virgen del Puerto de Santoña que busca con esta actuación ganar en espacio, eficacia y comodidad. Y es que de esta forma los barcos de menor porte se amarrarán separados de los de mayor tonelaje, dejando más espacio en la dársena principal del puerto para la descarga de las capturas.

En la actualidad, el hecho de que los barcos, grandes y pequeños, se vean obligado a atracar todos en el mismo espacio da lugar a molestias a la hora de operar y a falta de orden. Los barcos de mayor tamaño, además, deben tener cuidado y no pueden ponerse detrás de los pequeños ante el riesgo de dañarles en alguna maniobra. Además, el hecho de que compartan zona de atraque reduce mucho el espacio cuando es necesario que el muro esté totalmente libre para descargar el pescado.

Con esta actuación, los barcos de cerco, tanto los de la villa como todos aquellos que acuden al puerto a vender pescado, serán los grandes beneficiados, ya que contarán con más espacio en la zona de descarga mientras que los pequeños, a su vez, tendrán otro lugar asignado y más cómodo ya que con el pantalán estarán al mismo nivel y los tripulantes no tendrán que subir y bajar escaleras, ni hacer amarres tan largo.

En el año 2015 ya se instaló un primer pantalán en la dársena sur del muelle, ocupada en gran parte por embarcaciones deportivas, para la organización de los pesqueros menores, que con el tiempo se ha quedado insuficiente y por eso, la Cofradía santoñesa ha demandado este segundo pantalán que servirá para mejorar la dotación portuarias.

Para poder acceder al nuevo pantalán, la empresa Ingeconsul XL encargada de la redacción de la obra, ha diseñado la instalación de una rampa móvil que tendrá 1,50 metros de ancho y se colocará paralela al muelle norte. Los atraques, en principio, están destinados para pesqueros, aunque también podrían ser de otro tipo.

El proyecto, de manera complementaria, también recoge una mejora para el pantalán instalado en 2015. Su ubicación hace que sufra la agitación debida al oleaje que entra por la bocana. Para solucionar este problema se ha proyectado la instalación de un pantalán tranquilizador de oleaje de onda corta para reducir el impacto. Este módulo rompeolas es de 2,05 metros de anchura y se ancla al pilote existente y a un nuevo pilote a ejecutar. Asimismo, posee un flotador de hormigón capaz de absorber el oleaje de onda corta incidente, evitando que pase a la zona de atraque de las embarcaciones y pueda acarrear distintos problemas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos