Maliaño, 19 mar (EFE).- Unas 80 personas mayores del municipio de Camargo están participando en una nueva edición del programa "Mente activa y salud", que el Consistorio ha puesto en marcha este semestre para fomentar hábitos saludables en su vida cotidiana y su participación en actividades lúdicas y recreativas.

La concejal de Mayores, Jennifer Gómez, ha detallado en una nota de prensa que se trata de una iniciativa con la que se busca promover un modelo de envejecimiento activo y saludable, que ayude a los mayores a afrontar esta nueva etapa en condiciones satisfactorias y, por tanto, a mejorar su calidad de vida.

Para ello se desarrollan actividades, tanto de carácter individual como colectivo, que contribuyen a estimular la memoria y a prevenir los problemas que se pueden dar en estas edades, al tiempo que se busca incrementar su autoestima y autonomía para que aprendan a asumir los cambios relacionados con su edad.

Gómez ha resaltado que 20 personas están participando en los talleres que se están celebrando en el centro cultural Juan de Herrera de Maliaño, mientras que la actividad que se lleva a cabo en Camargo pueblo suma 18 personas.

También ha indicado que en Escobedo se han formado dos grupos que hacen un total de 28 participantes y que en Revilla la participación alcanza las 16 personas.

A estos talleres se sumarán a partir de mayo los que se desarrollarán en el centro cultural de Estaños de Muriedas y en el Centro de Mayores de Camargo.

En cada sede se celebran siete sesiones de hora y media de duración impartidas por la psicóloga Sara Lanza, en las que los participantes comparten su tiempo de ocio, lo que les permite fomentar sus relaciones sociales y les ayuda a crear nuevos lazos de amistad.

Durante estas sesiones se trabajan conceptos como las capacidades de la vejez, con los que se busca desterrar las creencias negativas asociadas a la edad y la importancia que tiene realizar actividades de ocio y planificar el tiempo libre.

También se abordan aspectos como el funcionamiento de la memoria, las razones por las que se producen los olvidos y la relación de éstos con la edad o los mecanismos y procesos que influyen en la memorización.

Además, durante los talleres también se abordan conceptos como la tristeza y la depresión y su relación con la soledad, y se ofrecen pautas sobre cómo afrontar estas situaciones, aprender a prevenirlas y desarrollar pensamientos positivos que ayuden a mejorar la autoestima.