El cántabro Fernando Francés, Miembro de la Orden del Imperio Británico

El torrelaveguense Fernando Francés dirige el CAC Málaga./
El torrelaveguense Fernando Francés dirige el CAC Málaga.

La reina Isabel II distingue al director del Centro de Arte Contemporáneo de Málaga "por los servicios al arte británico prestados en España"

GUILLERMO BALBONASantander

Hace ahora catorce años la hoy museística Málaga emprendía un decidido trayecto cultural que tuvo como mascarón de proa al Centro de Arte Contemporáneo de Málaga. El cántabro Fernando Francés, su director, fue el artífice de dar vida al proyecto, que consistió en la transformación de lo que fuera un mercado de mayoristas en uno de los espacios culturales y de arte de referencia durante la última década. Artistas que han pasado por primera vez por España, caso de Marina Abramovic, o nombres imprescindibles en los nuevos lenguajes del arte contemporáneo conforman la trayectoria del CAC Málaga. Francés, premiado y reconocido en diversas ocasiones por su gestión en 2005 recibió el Premio Mediterráneo de Cultura M-Capital en reconocimiento a su ejercicio profesional, suma ahora una distinción especial: la reina Isabel II le ha nombrado Miembro de la Orden del Imperio Británico.

El también comisario de exposiciones, cuya labor ha discurrido desde los años noventa por colecciones, entidades culturales y publicaciones, ha sido galardonado con este histórico reconocimiento «por los servicios al arte británico prestados en España». La Reina selecciona a los distinguidos por consejo del Primer Ministro y de otros integrantes del gabinete, quienes a su vez reciben recomendaciones de parte de sus respectivas oficinas y del público en general. En breve está prevista la celebración de una ceremonia de imposición de la medalla de la Orden, por parte del embajador de Gran Bretaña en España.

La Excelentísima Orden del Imperio Británico «es una orden de caballería fundada en 1917 por el Rey Jorge V que comprende cinco clases en cada una de sus dos divisiones: civil y militar». Entre los Miembros de la Orden Británica se encuentran, entre otros, Paul McCartney, John Lennon, Elizabeth Taylor, Bill Gates y Bono.

Aunque no es muy común, hay españoles entre los galardonados, además de Juan Carlos I. Es el caso del tenor Plácido Domingo; el periodista Íñigo Gurruchaga, por sus trabajos sobre el Proceso de Paz en Irlanda del Norte como corresponsal de Vocento (El Diario); Ana Botín, nombrada en el 2015 Dama Comandante de la Orden del Imperio Británico gracias a la transformación que supervisó del Santander UK; o Tamara Rojo, directora artística del Ballet Nacional Inglés por su contribución a la danza.

En cuanto a la condecoración, la estrella consta de ocho puntas para los miembros Gran Cruz y de cuatro puntas para los miembros Comendadores. Está hecha en plata, y en el medio lleva un anillo rojo con el lema de la Orden.

Fernando Francés (Torrelavega, 1961), desde el CAC, y en el contexto que ha propiciado la condecoración, ha comisariado u organizado en estos casi quince años una veintena de exposiciones individuales de artistas ingleses en el Centro de Arte Contemporáneo de Málaga, caso de Tony Cragg, Signs of life, en 2003; Anish Kapoor, My Red Homeland, 2006; Tracey Emin, Tracey Emi Richard Deacon, 2012; o Richard Long, Cold stones, 2016, entre otras.

El CAC, que el pasado viernes inauguró una exposición con las historias oscuras de Marcel van Eeden, 1525, una serie de dibujos inspirados en Málaga, presentará precisamente el próximo mes de marzo la primera exposición en España de uno de los referentes actuales del arte británico, Peter Doig, quien se sitúa entre los cinco primeros artistas vivos que ha alcanzado un mayor precio en una obra subastada, según el último TOP 100 realizado por ArtPrice.

Premio Público de RTVA y Premio Sur de Cultura Fernando Francés, que ha dirigido otros proyectos como el de arte público MAUS (Málaga Arte Urbano Soho), ejerció desde 1999 hasta 2004 como coordinador expositivo del Palacete del Embarcadero en Santander, y dirige el MAD (Museo de Arte de la Diputación de Málaga) en Antequera. Gestor cultural, comisario de exposiciones y crítico condujo los destinos de la Colección de Arte Fundación Coca-Coca Cola, pabellones y proyectos para ferias de diversas entidades y, desde 1987, asesoró las adquisiciones de numerosos coleccionistas privados internacionales así como de numerosas colecciones públicas.

Francés, que confesó sentirse «orgulloso y muy contento», destaca que el valor de la distinción radica en ser «un premio muy diferente a todos los demás, que viene de muy lejos y posee enorme peso simbólico». El gestor cultural subrayó que «muchas veces uno no tiene la conciencia de la trascendencia que supone desarrollar una labor en el tiempo y un premio como este la reconoce». El director del CAC comentó que su apuesta por los artistas británicos, reflejada desde los primeros pasos del museo, se debe a las señas de identidad de su creación, cercana en significado a la de los artistas de la costa oeste estadounidene. «Se trata de creadores muy comprometidos con el mundo actual, cuya obra posee una reflexión provocativa, políticamente incorrecta que se traslada al espectador con descaro».

Consenso político

Sobre el Centro de Arte, que cumple este 2017 catorce años, Francés recuerda que en Málaga «supuso un cambio total en los estamentos culturales y abrió una brecha respecto al pasado en una ciudad que ahora tiene una docena de museos». El director destaca que existe «un consenso político firme en torno al CAC como espacio cultural que hace ciudad». Durante once años ha sido el más visitado y las cifras regularmente superan el medio millón de visitas al año. «Y todo ello con un programa de excelencia. Lo que ha demostrado CAC es que todo ello es compatible y que el público en estos años se ha acostumbrado a ver, interesarse y apreciar el arte contemporáneo».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos