Este contenido es exclusivo para suscriptores

Vive informado todo el año y que nadie te lo cuente. Tu suscripción anual por solo 49,95€

logo-correo-on2.svg
Acceso ilimitadoNuevas secciones y más contenidosNueva app solo para suscriptoresCartas de autor en tu emailOfertas y eventos exclusivos

El día del orgullo racinguista

El plante en los cuartos de Copa que inició la regeneración del club verdiblanco cumple cinco años

Sergio Herrero
SERGIO HERREROSantander

Han pasado cinco años y parece que fue ayer. Pero, a la vez, da la sensación de que ha pasado media vida por los Campos de Sport. Ha habido de todo desde entonces. Lo que está claro es que lo que sucedió hace hoy un lustro lo cambió todo. Los protagonistas se quedaron quietos y alcanzaron el mejor título. El de la dignidad. El primer partido ganado sin jugar. Porque el 30 de enero de 2014, los futbolistas, cuerpo técnico y empleados del Racing le mordieron la mano a quien les quitaba el pan. «El partido de nuestras vidas», decían. Y renunciaron a él. Era la vuelta de los cuartos de final de Copa, su plante tuvo una repercusión mundial y provocó un terremoto bajo el asiento del ausente presidente, Ángel 'Harry' Lavín, desalojado al día siguiente.

 

Fotos