Este contenido es exclusivo para suscriptores

Vive informado todo el año y que nadie te lo cuente. Tu suscripción anual por solo 49,95€

logo-correo-on2.svg
Acceso ilimitadoNuevas secciones y más contenidosNueva app solo para suscriptoresCartas de autor en tu emailOfertas y eventos exclusivos

Abrir la puerta, la perdición de Rebeca

Abrir la puerta, la perdición de Rebeca

Tomás Stalin Maestre, de 29 años, no aceptó la decisión de la chica de acabar con la relación y la apuñaló «movido por los celos» en la madrugada del jueves en Laredo | La joven dejó entrar en casa a su agresor para que sus gritos no despertaran a los vecinos que dormían

DANIEL MARTÍNEZ

«Si iba a matarla cómo esta pobre chica pudo abrirle la puerta. Tenía que haberle dejado en la calle y llamar a la Policía. Es que no se entiende...», se preguntaba una vecina de Laredo después de conocer que fue la propia Rebeca Alexandra Cadete Santana, dominicana y de 26 años, quien dejó entrar en casa a su asesino. A toro pasado, y después de que se hayan despejado casi todas las claves de un crimen que desde el principio dejó poco margen para las dudas, es evidente que la decisión no fue la acertada. Ahora. Pero todo parece indicar que en ese momento, antes de que Tomás Stalin Maestre Ramírez le asestara una veintena de puñaladas que acabaron con su vida, la joven no tenía elementos suficientes para sospechar lo que estaba a punto de ocurrir.

 

Fotos