Liébana, protagonista de National Geographic

Liébana, protagonista de National Geographic
DM

La revista se fija en los «atractivos naturales y etnográficos» de la comarca, a la que dedica un amplio reportaje

ANA DEL CASTILLOSantander

Liébana ha sido protagonista de un reportaje que National Geographic ha publicado el pasado 27 de junio. Habla de sus «atractivos naturales y etnográficos» haciendo referencia a Cabañes, a Santa María la Real, a Mogrovejo, a Villaverde, a Luriezo y a las rutas de montaña «que ofrecen vistas inigualables del paisaje, como por ejemplo el mirador de Santa Catalina, junto al pueblo de Piñeres, el mirador del Corozo o el mirador del Oso, cerca del Collado de Llesba».

El artículo -con imponentes fotos de Liébana- destaca la fauna del entorno, como los osos pardos, los rebecos, los lobos, los urogallos y las águilas reales, «habitantes ilustres del Parque Nacional de los Picos de Europa», dice el texto.

Termina la información haciendo referencia al turismo y a la rica gastronomía de la comarca, donde nombra los quesos típicos de Liébana, el té, las legumbres, «el vino tostadillo», el orujo o el aguardiente. «Las típicas casonas cántabras abundan en la capital comarcal. Muchas de ellas han sido convertidas en hoteles rurales y restaurantes. Todos los lunes de cada mes es día de mercado en Potes, donde se pueden comprar productos típicos como los quesucos, el té de puerto y las legumbres de la tierra», aparece escrito.

Y se detiene el artículo en una de las «joyas» del viaje: el monasterio de Santo Toribio, «un centro de peregrinaje con privilegios comparables a los de Jerusalén y Santiago de Compostela».

Sin embargo, algo choca al lector, más si se trata de un cántabro: el artículo femenino que la autora del reportaje coloca constantemente delante del nombre de la comarca cántabra: 'La Liébana'. Desde el propio titular -'La Liébana, el secreto mejor guardado de Cantabria'- hasta el final del texto la periodista emplea el artículo para referirse a la zona: «La Liébana extiende sus valles y aldeas entre espectaculares montañas moteadas con pueblecitos a sus pies, donde se puede degustar la gastronomía propia de la región».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos