La Guardia Civil atrapa al ladrón que reventaba bares de la comarca del Besaya yendo en bicicleta

La bici de F.M.A.C./OPC
La bici de F.M.A.C. / OPC

Se trata de un torrelaveguense de 23 años que acumula un importante historial de robos. Esta vez se le atribuyen una quincena en municipios cercanos su ciudad

Mariña Álvarez
MARIÑA ÁLVAREZSantander

Hace tiempo que las fuerzas de seguridad habían echado el ojo -y el guante- a F.M.A.C., un delincuente de Torrelavega de 23 años que hace ya un par de años había caído con otros compinches por robar en bares. Ha vuelto a ocurrir, y esta vez él es el protagonista del dispositivo montado por la Guardia Civil para acabar con una sospechosa oleada de robos con fuerza en establecimientos ocurridos en municipios de la comarca del Besaya. En Reocín, en Polanco, en Miengo, Cartes... Todos llevaban la misma 'firma': lunas reventadas con tapas de alcantarilla. La explicación: el autor se desplazaba en bicicleta desde su ciudad.

Este nuevo arresto de F.M.A.C. se debe a una investigación iniciada en los meses de noviembre y diciembre, cuando se cometieron dos robos en bares de Puente San Miguel con igual modus operandi: fractura de algunos de los cristales con la ayuda de tapas de alcantarilla próximas. No es nuevo esta manera de proceder -hace un año pillaron a dos adolescentes reventando escaparates con estas tapas, y también en Torrelavega-. Pero lo que llamaba la atención de los agentes es la comisión de este tipo delictivo en el mismo pueblo, en fechas próximas y sobre el mismo tipo de establecimientos. Ahí se barajó la posibilidad de estar ante un delincuente de la zona que hubiera 'adoptado' esa forma de actuar. Entonces nació la operación 'Alcan' (alcantarilla) para dar con el autor. A la vez, la escalada de robos crecía sin parar...

Una quincena de robos esclarecidos

A F.M.A.C. se le atribuyen doce robos con fuerza consumados y otros tres en grado de tentativa, cometidos entre noviembre y marzo. Por el momento (la investigación sigue abierta por si la lista aumenta) se han esclarecido ocho robos en Suances (tres de ellos intentados), otros tres consumados en Puente San Miguel, uno más en Polanco, dos en gasolineras de Cudón y Cabrojo, y otro más en un concesionario de Cartes.

Los 'alcantarillazos' se sucedían en localidades próximas a Torrelavega, como Suances, Puente San Miguel, Cartes o Polanco, así que los guardias civiles de 'Alcan' se pudieron a vigilar locales de hostelería en estas zonas. Durante esas vigilancias se observó la presencia de un torrelaveguense con antecedentes, que realizaba los desplazamientos andando o en bicicleta, y les resultó «sospechoso» cuando le vieron coger la tapa de alcantarilla del carril bici que discurre entre Torrelavega y Suances.

Este operativo preventivo dio sus frutos cuando en la madrugada del pasado 25 de marzo se observó a dos individuos encapuchados en Suances, a punto de comenzar a forzar la puerta de un bar. Inmediatamente fueron detenidos, sin llegar a causar ningún daño en el establecimiento por la rápida actuación de la Guardia Civil.

Los encapuchados resultaron ser A.A.M.C., natural del Sahara y de 20 años, y F.M.A.C., español de 23 años, y los dos vecinos de Torrelavega. Este último era la persona sospechosa de los hechos reseñados, aunque en principio se detuvo a ambos por la tentativa del último robo de Suances.

F.M.A.C. es el joven de la derecha. En esta imagen, de junio de 2017, fue detenido por un robo en Camargo junto a L.E.G.L., otro torrelaveguense de 25 años con largo historial delictivo.
F.M.A.C. es el joven de la derecha. En esta imagen, de junio de 2017, fue detenido por un robo en Camargo junto a L.E.G.L., otro torrelaveguense de 25 años con largo historial delictivo.