La maltrecha carretera de La Montaña será por fin reparada

La maltrecha carretera de La Montaña será por fin reparada
Luis Palomeque
Torrelavega

El Ayuntamiento y el Gobierno regional ponen fin a las discrepancias que mantienen el vial en pésimo estado desde hace más de una década

José Ignacio Arminio
JOSÉ IGNACIO ARMINIOTorrelavega

La carretera de La Montaña será reparada y transferida al Gobierno de Cantabria en los próximos dos años. Así lo han acordado el Ayuntamiento de Torrelavega y el Ejecutivo regional, que han puesto fin a las discrepancias que mantenían el vial en pésimo estado desde hace más de una década. El Consistorio entendía que la carretera, de titularidad municipal, debía ser gestionada por el Gobierno regional por ser de ámbito comarcal, pero el Ejecutivo cántabro no opinaba lo mismo.

Al final, en esta legislatura, y con gobiernos del mismo color en Torrelavega y Santander, se ha llegado por fin a un entendimiento. El Ayuntamiento elaborará el proyecto, pactado con la Consejería de Obras Públicas, y le presentará a una convocatoria regional de ayudas. El Gobierno aportará el 70% (800.000 euros) y el Consistorio el resto. Está previsto que la obra se adjudique antes del próximo 30 de junio y que los trabajos concluyan antes del 31 de octubre de 2017.

Así lo explicaron este jueves, durante una visita a la carretera, el consejero, José María Mazón, y el alcalde en funciones, Javier López Estrada -el titular está de vacaciones-. Mazón dijo que es una inversión «muy buena» y reconoció que venía siendo reclamada «desde hace tiempo». López Estrada también mostró su satisfacción por la próxima realización de una obra «muy necesaria», que «viene a saldar una deuda con los vecinos de La Montaña». El veterano portavoz de los vecinos, Ricardo Ruiz, desconfiado ante promesas políticas, señaló que el acuerdo le parece «muy bien, siempre que se cumpla». «Es lo que tenían que haber hecho hace tiempo -añadió-, como ocurrió en el tramo que corresponde a Puente Viesgo».

En su contexto

70%
Es la parte del presupuesto (800.000 euros) que cubrirá el Gobierno de Cantabria para financiar la obra. El resto lo aportará el Ayuntamiento, que está redactando el proyecto.
Cambio de titularidad
Una vez reparada, a finales de 2019, la carretera municipal pasará a formar parte de la red autonómica.
2002
Fue el año en el que este tramo de la antigua carretera nacional 634 fue cedido por el Ministerio de Fomento al Ayuntamiento
4
Son los kilómetros de este vial, que une las localidades de Sierrapando (Torrelavega) y Las Presillas (Puente Viesgo).

Baches, blandones, parcheos, señales rotas, argayos, cunetas saturadas, falta de arcén... La carretera de La Montaña es «una ruina y no tiene quien la arregle». Eso es lo que denunciaban en junio, a través de este periódico, los vecinos de este pueblo de Torrelavega, que acusaban a los políticos de ser culpables de una situación «tercermundista» por «pasarse la pelota» unos a otros desde que hace 15 años este antiguo tramo de 4 kilómetros de la Nacional 634, un puerto de montaña en el que se suceden las curvas, pasó a titularidad municipal.

Revilla sube en albarcas

El presidente regional, Miguel Ángel Revilla, conoce bien el estado de la carretera, puesto que participa todos los años en la subida en albarcas durante las fiestas de San Blas, patrono de La Montaña, pero su Ejecutivo se mantenía firme en no aceptar el planteamiento municipal de ceder el vial. El entonces alcalde de Torrelavega, Javier López Marcano, firmó el dos de agosto de 2002 en Madrid con el director general de Carreteras del Ministerio de Fomento, Antonio Alonso Burgos, el convenio entre ambas instituciones para el cambio de titularidad de varios tramos de las carreteras nacionales Santander-Palencia (N-611) e Irún-La Coruña (N-634), así como el acceso al Hospital Sierrallana.

Desde aquel día, el Ayuntamiento se convirtió no sólo en el propietario de los viales, sino también en el responsable de mantenerlos. El acuerdo incluyó la aportación de 2,8 millones de euros por parte del Ministerio de Fomento para la reforma y adecuación de los viales, dinero que resultó totalmente insuficiente para la transformación de los mismos en travesías urbanas, por lo que algunos tramos siguen casi igual que entonces. Uno de ellos, ya fuera del casco urbano, es el comprendido entre los pueblos de Sierrapando (Torrelavega) y Las Presillas (Puente Viesgo), conocido popularmente como carretera de La Montaña, localidad que se encuentra a medio camino entre las dos citadas anteriormente y que sufre las principales consecuencias.

La obra de las aceras del Paseo del Niño sufre un nuevo retraso y se iniciará en septiembre

El consejero de Obras Públicas, José María Mazón, también anunció ayer, durante su visita a La Montaña, que se pospone hasta finales de agosto o principios de septiembre el comienzo de las obras del nuevo tramo de aceras previsto en el Paseo del Niño, concretamente entre Julio Hauzeur y el paso a nivel de FEVE. Mazón señaló que se retrasan los trabajos para no causar molestias durante el verano y porque está afectado un servicio de telefonía. La obra está adjudicada y tiene un plazo de ejecución de dos meses. Se trata de un punto negro para la seguridad vial, dada la estrechez de la calzada y la ausencia de aceras.

El secretario de la AA VV, José Luis González, era el vecino más cabreado en el encuentro que mantuvieron con este periódico en junio: «Guardo las instancias solicitando la reparación de la carretera, por si alguien en el Ayuntamiento no se ha enterado todavía. Que no ocurra un accidente grave, porque se van a comer el marrón». Francisco Casuso, también vecino de La Montaña, dijo entonces que el acceso al pueblo se había convertido en un peligro: «Esto es un puerto de montaña y cuando se cierra la niebla se cierra de verdad. El firme está muy mal, no ha pasado nada grave porque Dios no ha querido».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos