El MetroTUS afectará a la mitad de las líneas de autobús desde el 1 de febrero

Daniel Pedriza

A partir de hoy, miércoles, las motos también podrán utilizar el carril rápido junto a taxis, servicios de emergencia y municipales

Álvaro San Miguel
ÁLVARO SAN MIGUELSantander

El concepto de MetroTUS nace a partir de una cifra: el 67% de los viajeros que usan el autobús municipal de Santander atraviesan el centro de la ciudad. El proyecto presentado por el Ayuntamiento pretende adaptar el servicio de transportes urbanos a esa necesidad. A partir del 1 de febrero de 2018, una línea central entre Valdecilla y El Sardinero recorrerá por un carril rápido la espina dorsal de la ciudad. Desde esos dos puntos se alimentará a los principales barrios de la periferia.

Las líneas que recorren Cueto, la avenida Cantabria y el Grupo Ateca conectarán con el intercambiador de El Sardinero. Mientras que los autobuses de Ojáiz, Corbán y Lluja llegarán hasta Valdecilla. Desde los dos grandes intercambiadores se podrá recorrer el resto de la ciudad a través de un pasillo central. Según el Ayuntamiento, el nuevo sistema permitirá acortar los recorridos de los autobuses de la periferia, que ya no tendrán que pasar por el centro y por tanto mejorarán sus frecuencias de paso por las paradas. A su vez, el centro de la ciudad se verá liberado de parte del tráfico que generan esos autobuses periféricos.

Mejoras operacionales

1
Se reducirá el tiempo de espera en la periferia hasta en un 43% de promedio.
2
Se mejorarán los tiempos de recorrido en el centro en un 17%.
3
Se aumentará la velocidad comercial del servicio en su conjunto en un 8%.
4
Se redistribuirá el servicio: se eliminará el exceso de oferta en el centro urbano para mejorar las zonas de extrarradio.
5
Se aumentará la conectividad entre diferentes zonas de la ciudad.

Las principales críticas que ha recibido el proyecto hasta la fecha giran en torno al carril rápido. El Ayuntamiento ha creado en zonas especialmente problemáticas, como el Paseo de Pereda, un carril exclusivo para los autobuses municipales. Tras las quejas de algunos ciudadanos y sobre todo del colectivo de taxistas, el equipo de gobierno ha decidido finalmente que el carril rápido podrá ser utilizado desde hoy mismo por motos, taxis que cojan y dejen clientes en las paradas, autobuses regionales y todos los servicios de emergencia (ambulancias, bomberos, Policía Local) y los municipales, como la recogida de basuras. De esta forma, explica el Consistorio, el carril rápido liberará de todo ese tráfico el resto de la calzada.

Cámaras

El Ayuntamiento ya ha instalado las cámaras de vigilancia que tratarán de mantener el tráfico privado fuera del carril del MetroTUS a base de multas. También se dará prioridad en los semáforos a los autobuses municipales y se mejorará la capacidad de las paradas para absorber al mismo tiempo varios vehículos. Todo ello orientado a mejorar los tiempos de viaje.

Así fueron las obras del MetroTUS

Las previsiones del Ayuntamiento apuntan a una reducción del 43% de media en los tiempos de espera en las paradas de la periferia. Y el tiempo de recorrido en el centro mejorará, según sus previsiones, un 17%.

Para lograr estos objetivos, las líneas actuales cambiarán ligeramente. Actualmente hay 21 regulares, más tres nocturnas. Con el nuevo sistema que empieza en tres meses, Santander contará con 22 líneas, más la Central (la rápida entre Valdecilla y El Sardinero) y las tres nocturnas. Las líneas que mantendrán intacto su recorrido serán la 1 y la 2 (que mejorarán sus frecuencias), las líneas 5 y 7 (tanto las C-1 como las C-2) y las 12, 16 y 19. El resto modificarán trayectos y frecuencias, y la línea 21 desaparecerá al fusionarse su recorrido en la 11.

Aquí te explicamos en detalle los cambios en el resto de las líneas que se verán afectadas por la implantación del MetroTUS.

A estrenar

Los nuevos autobuses que recorrerán la línea Central, que ya están en la fábrica de Sámano para la implantación de los sistemas tecnológicos, podrán transportar a 149 personas (37 sentados, dos en silla de ruedas o carrito de bebé y 110 de pie).

Habrá también cinco paradas 'inteligentes': en Correos y Paseo de Pereda, en ambos sentidos, y una en Jesús de Monasterio. Estas paradas tendrán ocho metros de longitud, pantallas multimedia, cargadores de móvil y Wi-Fi.

Todo el proyecto costará 2,5 millones de euros más los 350.000 euros al año que se deberá abonar, durante 10 años, por la compra de los cinco autobuses articulados que recorrerán la línea Central.

Las líneas a partir de febrero

LíneaZonaIntervalo de la mañanaIntervalo de la tarde
CentralValdecilla-El Sardinero15 minutos15 minutos
1Pctcan-Odriozola15 minutos15 minutos
2Corbán-Consuelo Bergés17 minutos17 minutos
3Ojáiz-Valdecilla15 minutos15 minutos
4Barrio Pesquero-Sardinero-UC17 minutos17 minutos
5 c1Miranda-Plaza Remedios-General Dávila15 minutos15 minutos
5 c2Miranda-General Dávila-Valdecilla15 minutos15 minutos
6Complejo-Estaciones30 minutos30 minutos
7 c1Luis Quintanilla-Avenida de los Castros18 minutos18 minutos
7 c2Joaquín Bustamante-Valdecilla18 minutos18 minutos
9Cueto-Calle Repuente15 minutos15 minutos
11Manuel Llano-Plaza Italia30 minutos60 minutos
12Carrefour-Canalejas30 minutos30 minutos
13Lluja-Valdecilla30 minutos30 minutos
14Estaciones-Valdecilla-Pctcan30 minutos30 minutos
16Plaza Remedios-General Dávila15 minutos15 minutos
17 -2Corbán-La Torre-Valdecilla30 minutos30 minutos
17 -1Corbán-Avenida del Deporte-Valdecilla30 minutos30 minutos
18.1Monte-Estaciones (por Corbanera)30 minutos30 minutos
18.2Monte-Estaciones (por Aviche)30 minutos30 minutos
19Zoco30 minutos30 minutos
20Pctcan-Sardinero-UC30 minutos30 minutos
23Estaciones-Pctcan (Peñacastillo)30 minutos30 minutos

La alcaldesa de Santander, Gema Igual, ha explicado durante la presentación del proyecto definitivo que no han pretendido un «cambio drástico» en el servicio de autobuses «para que nadie se asuste», subrayando las nueve líneas que permanecen intactas.

Igual ha asegurado que el objetivo es que «los que van solos en el coche empiecen a usar el autobús». Ha afirmado que este es el momento de hacer un cambio en el sistema de movilidad de Santander y ha pedido a los ciudadanos que le den una oportunidad al MetroTUS.