Ábalos firma en Santander el convenio para invertir 187 millones en la integración ferroviaria

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, saluda a la alcaldesa de Santander, Gema Igual, en presencia del ministro de Fomento, José Luis Ábalos. / Fotos: Alberto Aja | Video: Pablo Bermúdez

El proyecto permitirá a la ciudad ganar 85.000 metros cuadrados de espacios libres | El Gobierno invertirá 30 millones y el Ayuntamiento, otros 20

DM .
DM .Santander

El ministro de Fomento, José Luis Ábalos, ha presidido este martes la firma del convenio entre el Ayuntamiento de Santander, el Gobierno de Cantabria, Adif y Renfe para la ejecución de la segunda fase de la integración ferroviaria de la capital cántabra, en la que se invertirán 187,11 millones de euros.

Tras la rúbrica del acuerdo, tanto el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, como la alcaldesa de Santander, Gema Igual, han destacado la importancia de esta actuación con la que se pretende mejorar la funcionalidad ferroviaria, optimizar el uso del espacio, favorecer la intermodalidad con otros medios de transporte y transformar el espacio liberado, integrándolo en la ordenación urbana de la ciudad.

Ver más

En este sentido, Ábalos ha destacado en su intervención que los resultados de este tipo de proyectos de integración ferroviaria son «espectaculares» en las ciudades donde ya se han realizado; y, en el caso de Santander, ha apuntado que supondrá que los ciudadanos dispongan de cerca de 85.000 metros cuadrados «para su disfrute», una vez finalicen las obras.

Además, ha valorado que, a través de Renfe y Adif, la aportación del Estado a este proyecto ascienda a 225 millones de euros en los siete años de vigencia del acuerdo.

Concretamente, Adif aportará 137,55 millones de euros, de los cuales 88 corresponden a actuaciones en la infraestructura ferroviaria y los casi 50 restantes, al pago del 50 % del coste de las actuaciones no estrictamente ferroviarias, pero necesarias para la urbanización de los terrenos liberados, que ascienden a 99,12 millones.

Por su parte, el Gobierno de Cantabria asumirá el pago de actuaciones por importe de 29,7 millones, mientras que el Ayuntamiento de Santander aportará el 20 por ciento restante (19,82 millones).

Según Revilla, un «esfuerzo excepcional en algo que no es competencia de una comunidad pobre a la que el Estado debe cantidad de dinero», pero que afronta porque «Cantabria es solidaria».

Por su parte, la alcaldesa ha matizado que a los 19 millones de inversión municipal, hay que añadir «otros 20 en especie», porque la ciudad cede aprovechamientos urbanísticos en Cajo por este importe.

Además, aunque ha agradecido el trabajo y la colaboración de Ábalos con el proyecto de Integración Ferroviaria, Gema Igual ha opinado que también es «momento de agradecer» el «salto importante» en materia de infraestructuras que propició en Santander el anterior ministro de Fomento, Íñigo de la Serna.

Al respecto, Ábalos ha respondido afirmando que él siempre «agradece los servicios prestados» a todos los que le han precedido y ha resaltado que su objetivo es «dar satisfacción» a los ciudadanos y que estos tengan un «marco de certidumbre y seguridad de que no les afecten los cambios» de Gobierno.

Y Revilla también ha aludido a De la Serna para afirmar que si había «temor» a que su salida del Ministerio «diera al traste» con los proyectos que anunció para Cantabria, el nuevo ministro ha aclarado que «nada se va a parar».

A partir de ahora, Adif deberá realizar un estudio informativo antes de proceder a la redacción de los proyectos y el Ayuntamiento pondrá en marcha un equipo multidisciplinar que redacte el proyecto de urbanización de los terrenos.

El subdirector de proyectos de red convencional de Adif, Miguel Leor, ha recordado que las principales actuaciones relacionadas con la infraestructura ferroviaria incluidas en la segunda fase del convenio son el levantamiento del haz de vías de ancho métrico y el desplazamiento a la zona norte, junto a las vías de ancho convencional.

También se remodelará la playa de vías de ancho convencional y se integrarán todos los servicios de viajeros en un único recinto, además de reponer el aparcamiento actual de la estación.

Al mismo tiempo se llevará a cabo la modernización, ampliación e integración de los dos edificios actuales de viajeros y la torre de oficinas para optimizar las instalaciones ferroviarias y dar servicio a los viajeros de manera conjunta, mejorando así la accesibilidad a todos los servicios.

El convenio recoge, asimismo, la ejecución de una losa de cobertura de la superficie de vías y andenes de anchos convencional y métrico de la estación, generando un recinto protegido que albergará todos los servicios de viajeros.

Por último, a través de este convenio, Adif se compromete a ejecutar el by-pass de conexión entre las líneas de ancho métrico Oviedo-Santander y Bilbao-Santander, con el objeto de suprimir las circulaciones de los trenes de mercancías que actualmente se ven obligados a utilizar la estación de Santander para realizar la inversión de la marcha.

El traslado de toda la zona actual de vías de ancho métrico permitirá liberar unos 36.186 metros cuadrados de terreno junto a la calle Castilla, mientras que el nuevo terreno ganado en altura gracias a la cobertura de los andenes de la estación se ha estimado en unos 48.470 metros cuadrados.